Crímenes

Fiscalía colombiana acusa a exjefe paramilitar por abuso sexual de menores

Hernán Giraldo Serna, alias "Taladro"

Por Efe

Paramilitares.

La Fiscalía General de Colombia acusó al desmovilizado jefe paramilitar Hernán Giraldo Serna, alias "Taladro", por abusar sexualmente de cuatro menores de edad en hechos que ocurrieron después de la firma del acuerdo de paz entre el Gobierno y las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC).

A Giraldo, quien ante las autoridades colombianas reconoció 35 violaciones a menores de edad, pero tiene denuncias por más de 200 casos, se le formularon cargos por acceso carnal violento, acceso carnal abusivo con menor de 14 años, aborto forzado, trata de personas y concierto para delinquir, señaló la Fiscalía en un comunicado.

Según el organismo, Giraldo, quien era el jefe del Bloque Resistencia Tayrona de las extintas AUC, que operaba en la Sierra Nevada de Santa Marta (norte de Colombia), abusó sexualmente de cuatro menores de edad cuando estuvo recluido en dos cárceles colombianas tras su desmovilización.

"Cuatro menores de edad habrían ingresado en varias oportunidades a las cárceles de La Ceja e Itagüí (Antioquia), y La Modelo de Barranquilla (Atlántico), donde Giraldo permaneció privado de la libertad. En los centros penitenciarios, al parecer, fueron abusadas sexualmente y sometidas a distintos actos ilícitos por parte del exjefe paramilitar", explicó la Fiscalía.

Delinquía desde la cárcel

Los hechos por los que se acusa a Giraldo ocurrieron entre febrero de 2006 y el 13 de mayo de 2008, con el apoyo de una de sus empleadas, quien es señalada de haberles brindado a las jóvenes alojamiento, ropa, joyas y otros elementos para que accedieran a los propósitos sexuales. Una de las víctimas de estas conductas quedó embarazada y fue obligada a abortar.

Luego de su desmovilización en 2006, Giraldo y otros jefes paramilitares estuvieron presos y posteriormente fueron extraditados a Estados Unidos en 2008 después de que el gobierno del entonces presidente colombiano Álvaro Uribe determinara que tras las rejas continuaron con el negocio de narcotráfico.

Giraldo regresó a Colombia el 25 de enero de 2021 tras su deportación desde Estados Unidos y luego de que estuviera 12 años en un centro penitenciario de Virginia cumpliendo una pena por narcotráfico.

Violencia sexual como arma de guerra

Actualmente Giraldo, conocido por los alias de "El Señor de la Sierra", "El Patrón" o "Taladro", como se le llama por su aberración de abusar sexualmente de niñas que vivían la Sierra Nevada de Santa Marta, se encuentra recluido en la penitenciaría La Paz de Itagüí, en el departamento de Antioquia.

La investigadora Norma Vera, quien documentó extensamente 201 casos de violencia sexual contra niñas por el que es considerado el "monstruo de la Sierra", dijo el año pasado a Efe que son muchos más los delitos que Giraldo no ha confesado.

"Hernán Giraldo violó para tener hijos que perpetuaran su dominio en el territorio. Pasados 20 años, más de 50 de sus familiares han sido extraditados y judicializados como parte de las estructuras (bandas) neoparamilitares del territorio", precisó.

Vera agregó que el exjefe paramilitar "violaba a jóvenes menores de 14 años con unas características fenotípicas específicas: Niñas voluptuosas, de tez blanca, con la intención de dejarlas embarazadas y tener hijos que permitan perpetuar su linaje" porque "para Giraldo, la violación era mucho más que un arma de guerra"

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes