Arquitectura y energía

Contaminación urbana II

“…Desde una mesa repleta cualquiera decide aplaudir, la caravana en harapos de todos los pobres. Desde un mantel importado y un vino añejado se lucha muy bien. Desde una mesa gigante y un auto elegante se sufre también. En un amable festín se suele ver combatir…” (Canción en harapos. Silvio Rodríguez)

En el año 2003 la profesora Amparo Chantada, nos dedicó su libro “Del proceso de urbanización a la planificación urbana de Santo Domingo. La política urbana del Gobierno del Dr. Balaguer 1986-1992”. Ese fue nuestro último año en la UASD, y en ese mismo año hicimos nuestra investidura del  grado de arquitecto por dicha Universidad. No tuvimos la suerte de recibir docencia de la profesora Chantada pero conocíamos de su gran solvencia profesional y docente. Un orgullo uasdiano y para nosotros un referente. En días pasados ella, de alguna manera,  nos invita a que pasemos de la poesía a la elaboración de conceptos más objetivos; pasamos a citarla:

“Señor, para hablar de contaminación hay que hablar de producción de los medios y de los recursos que se involucran… si no, todo es poesía”.

Esto, escrito por la profesora en la parte de comentarios de nuestro artículo anterior, es un imperativo a obedecer, y más aún viniendo de donde viene… Chantada nos ha subido el listón, e intentaremos estar a la altura. Gracias profesora.

Contaminación (del aire urbano)

Tan amplio es el tema que tememos dejarnos algo por el camino, pero intentaremos comenzar diciendo que el tipo de contaminación al que hacíamos referencia la semana pasada era a la contaminación del aire en las urbes. ¿Y por qué se produce la contaminación del aire? Entre otras cosas, y  sobre lo que hablábamos en nuestro artículo anterior, por la combustión de derivados del petróleo en nuestras ciudades. En términos prácticos, la cantidad de oxígeno del aire urbano, se sustituye por monóxido de carbono (CO), dióxido de carbono (CO2), óxido de nitrógeno (NOx), además de otras partículas perjudiciales. Es decir nuestros vehículos son un claro medio de producción de contaminación.

Seamos más objetivos; de acuerdo al IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía) de España un coche de los más modernitos, pero no eléctrico, puede tener un nivel de emisión de CO2 de 90 g/km (gramos por kilómetro). Esto sitúa a este tipo de coche dentro de la calificación A, es decir la más óptima, dentro de los fósiles. (http://coches.idae.es/portal/BaseDatos/MarcaModelo.aspx).

Continuando con Madrid como escenario de nuestro pequeño desahogo ecológico –analítico, tomamos los datos servidos por el diario El País, de España,  y leemos la siguiente noticia del 31 de mayo de 2018:

“…Suponen casi 1.8 millones de vehículos, los que no habían recibido el distintivo ambiental por el alto impacto de sus emisiones a fecha del 1 de diciembre de 2017, lo que supone alrededor del 38% del total del parque móvil de la región, que asciende a 4,746,526 vehículos…”.(https://elpais.com/ccaa/2018/05/31/madrid/1527767402_394000.html)

Si partimos de estos datos y de la página del IDEA para el cálculo de emisiones podemos llegar a un resultado un tanto pueril, pero que nos sirve lo suficiente para sustentar nuestros argumentos. Es decir, restamos 1.8 millones de vehículos al total del parque móvil de la Comunidad de Madrid (que incluye la capital y los pueblos de la región), y  decimos que su nivel de emisiones supera los 90 gCO2/km, entonces tenemos un alto nivel de contaminación del aire que controlar.

Hagamos el ejercicio partiendo de que los restantes 2,946,526 de vehículos tienen un nivel de emisiones medio de 105 gCO2/km (valor arbitrario tomado de la media de los vehículos de calificación B, es decir con menos de 15 años de antigüedad), esto supone que Madrid ( la región), puede llegar a emitir 441,978,900 gCO2/km si estos coches de mueven a la vez, cosa no muy remota dando por cierto un dato publicado en el 2011 por el diario 20 minutos:  

“…Por otro lado, la intensidad media del tráfico se ha reducido desde entonces un 5%. Actualmente, 2.402.666 coches circulan a diario por la capital…” (https://www.20minutos.es/noticia/1053769/0/coches/circulacion/madrid/)

¿Más de dos millones circulando por la capital? …y nosotros hacemos el análisis, a nivel de números gordos, tomando como referencia a toda la región…. Fume usted y déjeme el cabo, que diría el campesino.

Reconocemos que seguimos rondando la poesía con nuestro artículo de hoy;  prometemos aportar más datos aunque no prometemos renunciar al espíritu de trovador más allá de nuestras posibilidades intelectuales.

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Contáctanos vía WhatsApp y haz tus denuncias aquí