Ius Politicum

El cumpleaños de Allan Brewer-Carías

Por Eduardo Jorge Prats

Allan Brewer-Carías cumplió el pasado mes de noviembre 80 años. Ha recibido calurosos homenajes en toda Iberoamérica a los que no ha sido ajena la comunidad jurídica dominicana pues el jurista venezolano es considerado por sus colegas dominicanos como uno de nuestros grandes ius publicistas, porque ha estudiado con esmero y dedicación muchas de las instituciones jurídico-públicas del país.

¿Quién es Allan Brewer-Carías? El profesor Brewer-Carías ha venido escribiendo y ha venido enseñando Derecho Administrativo y Derecho Constitucional desde el año 1964 cuando se publica su primer artículo de Derecho. Se trata de una obra que se proyecta por más de medio siglo y que se renueva día por día, por esa inmensa capacidad que tiene el profesor Brewer-Carías de estar en el filo de los eventos, con conferencias, ensayos y artículos sobre los temas jurídicos y políticos de la realidad venezolana y americana. Se trata, además, de una obra comprometida, para nada insípida, inodora e incolora. Brewer-Carías está sumergido en los eventos y como jurista realiza una labor crítica, como lo demuestran sus análisis de la jurisprudencia constitucional venezolana. Es el venezolano, en ese sentido, un jurista capaz de iluminar el sendero a recorrer con la lámpara de la doctrina del Estado de Derecho en el mismo medio de la oscuridad surgida de los autoritarismos del siglo XXI.

La influencia de Brewer-Carías ha sido larga y extendida en todo el continente, gracias al impacto de una obra hoy compendiada en su Tratado de Derecho Administrativo y su Tratado de Derecho Constitucional, cada uno de muchos tomos. En ese sentido, Brewer-Carías es un jurista local, en tanto estudia las instituciones públicas de cada uno de nuestros países, y universal, porque su obra trasciende nuestras provincias jurídicas, gracias a la fina sensibilidad del venezolano para el análisis en perspectiva comparada.

Brewer-Carías es, ante todo, administrativista, con un impacto notable en nuestro ordenamiento manifiesto en la Ley 107-13 sobre los Derechos de las Personas en sus Relaciones con la Administración y de Procedimiento Administrativo, que recoge gran parte de los principios del procedimiento por él estudiados en clave comparada. Es el académico, además, un consagrado cultor del Derecho Constitucional, siendo uno de los doctrinarios que mejor ha explicado en términos de Derecho Comparado lo que son los diversos modelos de control de constitucionalidad, en especial el modelo latinoamericano con su célebre división en modelo dual (ej. Chile) y mixto (ej. República Dominicana), donde coexisten separados o se mezclan, respectivamente, el control concentrado y el control difuso. Del mismo modo, Brewer-Carías ha sido un analista de la institución del amparo, habiendo estudiado, en el caso dominicano, dicha institución desde su reconocimiento por la Suprema Corte de Justicia en el año 1990, su reglamentación por los jueces supremos en 1999 y su legislación en 2006 y en 2011. Sus estudios sobre la jurisdicción constitucional, sus competencias, sus sentencias y la evolución del Tribunal Constitucional de legislador negativo en la tradicional concepción kelseniana a la de legislador positivo en la nueva concepción de la justicia constitucional especializada, son esenciales para entender el control jurisdiccional de constitucionalidad.

Tuve el honor y la dicha de participar aún a distancia en la celebración, junto con un grupo de destacados juristas convocados por el profesor Luciano Parejo Alfonso en una jornada en homenaje al profesor Brewer-Carías. Allí se destacaron las cualidades no solo del gran jurista, sino también del ser humano maravilloso, del colega académico solidario, del buen amigo, del hombre que siempre ha apoyado a los nuevos talentos, que ha difundido con su labor editorial el trabajo de los jóvenes investigadores iberoamericanos. En Allan tenemos a un modelo paradigmático que debemos emular, no solamente por su conocimiento, sino sobre todo por su integridad moral que ha sido puesta a prueba en estos momentos que Venezuela atraviesa esta situación tan difícil. Nosotros esperamos que los hermanos venezolanos puedan transitar prontamente hacia la democracia y que Brewer-Carías, que ha sido injustamente perseguido como ha quedado harto demostrado, pueda regresar con su familia a su patria. A ese solar de América donde murió nuestro padre de la patria Juan Pablo Duarte, la Venezuela solidaria que acogió a los que huyeron de la persecución de la oprobiosa tiranía de Rafael Leónidas Trujillo Molina y de la “dictablanda” de los 12 años de Balaguer. Hoy nosotros acogemos también a nuestros hermanos venezolanos, pero sobre todo hoy los dominicanos estamos comprometidos como nación y como Estado con una próxima transición a la democracia en Venezuela

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes