Actualidad

Salomón Melgen rompería el silencio sobre la condena por fraude a la atención médica

Por Servicios de Acento.com.do

 Fuente: Jane Musgrave/Palm Beach Post 

WEST PALM BEACH, Florida, Estados Unidos.-Casi tres años después de que el Dr. Salomón Melgen fuera acusado de fraude a la atención médica y tráfico de influencias, el oftalmólogo del condado de Palm Beach, rico y con conexiones políticas, finalmente romperá su silencio sobre los cargos criminales que podrían obligarlo a pasar el resto del su vida tras las rejas.

Así lo informó el periódicto Palm Beach Posto, en una noticia firmada por Jane Musgrave. La nota explica que el abogado del oftalmólogo, Matthew Menchel, le dijo el miércoles al juez de distrito de los EE. UU., Kenneth Marra, que Melgen haría una "breve declaración" antes de concluir lo que se extendió a una audiencia de sentencia de cinco días.

Explica que Menchel no reveló lo que diría su cliente, pero se espera que el especialista en retina de 63 años siga el ejemplo de otros acusados: probablemente se disculpe por sus acciones con la esperanza de que Marra muestre misericordia cuando lo sentencie en 67 cargos de fraude a la atención médica.

Recordó que los abogados de Melgen se han comprometido a apelar su condena de abril aquí sobre los cargos por fraude a la atención médica.

Hay mucho en en juego para Melgen. Los fiscales federales están presionando por una sentencia de 30 años, alegando que Melgen estafó añ Medicare y a las aseguradoras privadas  hasta en unos US$136 millones al diagnosticar equívocamente y maltratar a decenas de pacientes

Compartir

Salomón Melgen también enfrenta la posibilidad de que vuelva a ser juzgado en Nueva Jersey con su viejo amigo, el senador de los Estados Unidos Robert Menéndez, por operar lo que los fiscales federales describieron como un esquema de soborno mutuamente beneficioso. En noviembre se declaró el juicio nulo cuando los miembros del jurado no pudieron llegar a un veredicto unánime sobre si Melgen o el poderoso demócrata violaron la ley.

Hay mucho en en juego para Melgen. Los fiscales federales están presionando por una sentencia de 30 años, alegando que Melgen estafó añ Medicare y a las aseguradoras privadas  hasta en unos US$136 millones al diagnosticar equívocamente y maltratar a decenas de pacientes ancianos por degeneración macular húmeda, una enfermedad ocular que les quita la visión que ya no tenían .

Si bien el equipo de la defensa de Melgen no ha dicho lo que creen que sería un castigo apropiado, han insistido en que los fiscales se exceden. Afirman que las aseguradoras perdieron solo alrededor de US$64,000 porque muchos de los pacientes de Melgen padecían dolencias oculares relacionadas con la diabetes y se beneficiaron del tratamiento no convencional.

Tal como lo hicieron durante una audiencia de tres días en diciembre cuando revelaron su gran desacuerdo sobre el costo de las fechorías de Melgen, ambas partes pasaron el miércoles emitiendo puntos de vista totalmente diferentes sobre el tratamiento ofrecido por Melgen en las clínicas de West Palm Beach, Wellington, Delray Beach y Port. St. Lucie.

En ocasiones, Marra expresó su escepticismo sobre los argumentos planteados por ambas partes.

Por ejemplo, cuestionó duramente a los abogados de Melgen cuando sugirieron que la facturación fraudulenta del médico causó poco daño financiero al Medicare. "Entonces, ¿hay fraude, pero no hay pérdida?", preguntó Marra.

El abogado de Melgen, Josh Sheptow, insistió en que la discusión no era exagerada porque algunos pacientes recibieron ayuda. "El objetivo del Medicare es proporcionar a las personas mayores el tratamiento médicamente necesario", dijo. "Puede haber fraude, pero el Medicare no sufre una pérdida cuando las personas mayores obtienen un tratamiento médicamente necesario".

Marra también interrogó a la Fiscal Federal Auxiliar Carolyn Bell cuando sugirió que Melgen debería ser castigado severamente por el dolor que causaba a los pacientes al suministrarles inyecciones innecesarias y tratamientos con láser en los ojos. Marra cuestionó si ella argumentaría lo mismo si un médico fuera acusado de dar a los pacientes inyecciones innecesarias en el brazo.

"Mi reacción a una inyección en mi ojo, suena horrible", reconoció Marra. "Pero no estoy seguro de que sea diferente de una inyección en el brazo. Suena más desagradable pero no estoy seguro de que sea así ".

Bell le recordó a Marra que los pacientes testificaron que las inyecciones en los ojos eran dolorosas. Además, dijo, debido a que no tenían degeneración macular húmeda, no necesitaban el medicamento. Los expertos, dijo, también testificaron que los tratamientos con láser innecesarios dañaban el tejido ocular, creando puntos ciegos.

"Una inyección en el ojo es cualitativamente diferente", dijo, y agregó que una inyección le costó al menos a un paciente la visión en su ojo sano.

Menchel respondió que Melgen trató de ayudar a las personas que estaban perdiendo la vista por diversas enfermedades. "Estos pacientes tenían ojos muy enfermos", dijo.

Si Marra finalmente acepta los argumentos de la defensa o la fiscalía es la clave para el destino de Melgen. Bajo las pautas federales de sentencia, cuanto más atroces sean sus acciones, más castigo recibirá.

Dadas las complejidades del caso, Marra dijo que necesitará tiempo para revisar los problemas. También añadió que es poco probable que condene a Melgen el jueves

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes