Actualidad

Junta Directiva del INFOTEP conocía irregularidades de CENSALUD desde 2008

Por Samuel Tapia /acento.com.do


SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La adquisición de contratos irregulares, sumado al posible de tráfico de influencias y encubrimiento han levantado cuestionamientos dirigidos hacia el Instituto de Formación Técnico Profesional (INFOTEP) y su directiva, debido a que se trata de una entidad estatal que maneja fondos públicos.

“El INFOTEP, es el organismo rector del sistema nacional de formación técnico profesional de República Dominicana. Es una organización autónoma del Estado, investida de personalidad jurídica, de carácter no lucrativo y patrimonio propio, creada por la Ley 116, del 16 de enero de 1980, y regulada por el reglamento 1894, del 11 de agosto del mismo año. Es dirigido por una junta de directores, de estructura tripartita, integrada por los sectores oficial, empresarial y laboral, y administrado por una dirección general”.

Pero esto no asegura que esta institución mantenga sus “cuentas claras”, especialmente en lo referente a algunos acuerdos efectuados por la entidad y otros organismos.

Tal es el caso de los convenios con el Centro Nacional de Formación Técnica en Salud (CENSALUD), ubicado en la calle Juan Erazo número 14, en el edificio de la Confederación de Unidad Sindical, Villa Juana; compañía instituida en sociedad y compuesta por Julio Cesar García Cruceta, vicepresidente del INFOTEP, quien posee el 70 por ciento de las acciones empresariales; Rosa María Ventura Peña, gerente general de CENSALUD; Jorge Luis García Silvestre, Socio-Secretario, hijo de García Cruceta y Rafael Francisco (Pepe) Abreu Polanco, presidente del Centro Nacional de Formación Técnica en Salud.

En abril de 2013, la periodista Nuria Piera reveló que los cursos de enfermería impartidos por esa institución no cuentan con el aval del Ministerio de Salud Pública por no cumplir con los requerimientos necesarios, por carecer del cuerpo docente adecuado para la formación y por no consumar las horas de enseñanza que deben tener.

A pesar de la gravedad de las deficiencias que posee la entidad educativa contratada por el INFOTEP y las violaciones a las leyes señaladas en el reportaje de la comunicadora, que violan el articulo nueve de las leyes 116 del INFOTEP y la 41-08 sobre Función Pública, resulta aún más grave el conocer que la dirección del organismo especializado en la formación técnico-profesional sabía de estos problemas desde el 2008.

Así lo demuestra una comunicación enviada a la otrora directora general de INFOTEP, Josefina Pimentel y a Maura Corporán, gerente de Normas y Desarrollo Docente, el 27 de septiembre de 2008, firmada por Ercilia Cruz de Tamayo, directora Nacional de Enfermería de Salud Pública, en la que se le pide realizar una investigación para verificar si CENSALUD está desarrollando cursos de formación de auxiliares, los cuales son avalados por esa institución.

En la misma comunicación, la licenciada Cruz explica que dado a que el desarrollo de estos cursos no había sido coordinado con esa instancia, los mismos no serían avalados por esa Institución, debido a que la selección de los participantes y desarrollo de los cursos no se realizó en base a los requisitos aprobados por esa Secretaria, que tiene la rectoría y regulación de los cursos de formación de auxiliares de enfermería.

Esto, a pesar de que el dos de octubre del 2006, se realizó un convenio fruto de las reuniones entre la licenciada Maura Corporán y Orlando Almonte, Gerente de Administración y Finanzas, en el que se acordó el desarrollo de las actividades para la formación de auxiliares de enfermería con esa Dirección Pública.

Ambos son actuales miembros de la Junta de Directores, por lo que es de conocimiento de Corporán y Almonte que CENSALUD no cumplía con los requerimientos desde el 2008.

En respuesta a esta solicitud, Josefina Pimentel envió a Ercilia Cruz una carta en la que confirma en el punto dos, que “CENSALUD está reconocido por el INFOTEP desde el año 2004 y que dicho reconocimiento se le renueva cada dos años, luego de realizar las evaluaciones correspondientes”.

Asimismo, en el punto tres, explica que “bajo ninguna circunstancia, el INFOTEP desea violentar los compromisos estipulados en el acuerdo firmado con SESPAS (ahora, Ministerio de Salud) no obstante debe cumplir con los compromisos que ya contrajo antes del mismo”.

La comunicación continua, en el párrafo final, indicando que se está “instruyendo a las programaciones anuales de las Gerencias Regionales del Sector Salud, sean coordinadas con SESPAS como al mismo INFOTEP”, confirmando que hasta la fecha (2008) no se había realizado según el acuerdo arribado en el 2006.

Ante estas violaciones de los artículos 90 y 91 de la Ley General de Salud, número 42-01, la licenciada Pimentel indica en la misiva que “la comisión del acuerdo SESPAS/INFOTEP deberá dar seguimiento al cumplimiento del acuerdo tanto para el área de enfermería como para las demás del sector”, cayendo esta parte en una inercia la cual quedó en evidencia en el reportaje Nuria.

Pero esa no fue la única irregularidad en lo referente a la formación de los auxiliares de enfermería evidenciada en CENSALUD. En una certificación con fecha del 28 de octubre del 2010, La Confederación  Nacional de Unidad Sindical (CNUS), firmada por su presidente Rafael Abreu, certifica que respalda y avala al Centro Nacional de Formación Técnica en Salud, CENSALUD, como institución de formalización técnica profesional al servicio de los trabajadores del sector salud.

Sin embargo, el sindicalista Pepe Abreu es uno de los accionistas de del centro educativo, con el 10 por ciento de las acciones, por lo que la certificación en la que se otorga respaldo a la entidad formativa, sirve sólo para beneficiar una institución de su pertenencia.

Otra comunicación enviada por Virgilio Baldera, Consultor Jurídico del INFOTEP, al licenciado Sucre García, Gerente de Regulación y Supervisión de Centros, con fecha del 29 de julio del 2011, indica que los convenios “se mantienen vigentes por lo menos dos años más a partir del término establecido”, por lo que da el visto bueno para que CENSALUD continúe con la instrucción académica de los auxiliares de enfermería.

Sin embargo, la comunicación que suministra Baldera es violatoria de la disposición contenida en el artículo nueve de la Ley No.116, que prohíbe hacer contrato alguno con dicha institución y mucho menos certificar que CENSALUD podía continuar funcionando como Centro Operativo, dado que el mismo dejó de ser miembro de la Junta de Directores del INFOTEP en fecha 23 de septiembre de 2010.

El Articulo nueve señala que “Los miembros de la Junta de Directores no podrán, durante el ejercicio de sus funciones ni dentro del año siguiente a su retiro, prestar sus servicios profesionales al INFOTEP, ni hacer, por sí ni por interpósita persona, contrato alguno con dicho Instituto, ni gestionar Secretaría de Estado de Educación (SEE) Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP) ante él negocios propios o ajenos. Los miembros de la Junta de Directores tendrán, además, las incompatibilidades e inhabilidades que consagran las leyes vigentes”.

Otras irregularidades.

Pero las inquietudes no se extienden sólo a lo concerniente a CENSALUD. En la nomina del INFOTEP aparece Yisel Méndez Arias de García, nuera de García Cruceta y esposa de Jorge Luis García Silvestre, como secretaria en el departamento de Recursos Humanos en la institución y que en noviembre de 2013, aparece con un sueldo de 31 mil pesos.

Cabe señalar que el desempeño de labores de Méndez Arias en la institución es contraria a la disposición prevista en el articulo 35 numeral tres, del reglamento número 1894 para la aplicación de la Ley 116-80, que dispone la “prohibición de nombramientos de parientes consanguíneos hasta el tercer grado o de relacionados y familiares del cónyuge de los miembros de la Junta de Directores o del Director General del INFOTEP, salvo excepciones notorias de personas de relevantes condiciones técnicas y que se justifique en acta de la sesión de la Junta de Directores”.

Otra irregularidad a la que se hizo referencia es a la concerniente a la agencia Turitours, RNC 30820742, la cual brinda un servicio de transporte a las enfermeras, por el que se les descuenta 500 pesos mensuales.

Esta compañía, de la cual Julio Cesar García Cruceta es copropietario, fue beneficiada en febrero del 2013 con la compra de nueve boletos aéreos para una delegación de INFOTEP que estaría participando en la Worldskils Competition, en Leipzing, Alemania, con un total neto de 730 mil 655 pesos y que según fuentes fue otorgado a INFOTEP como una supuesta donación de la empresa turística.

En la orden de compras 00059733, con fecha de solicitud y entrega el 19 de febrero del 2013, se realiza un desglose de los boletos, señalando el monto de los pasajes, ITBIS e impuesto aeroportuario, así como la fecha de vuelo.

Esta compra, en franca violación al artículo 15 de la Ley 340-06 sobre Compras y Contrataciones de Bienes y Servicios, Obras y Concesiones, levanta cuestionamiento hacia la forma en que se realizan las adquisiciones en el centro formativo técnico superior, que se rige por las mismas leyes dominicanas de transparencia.

Es decir, que tanto en los convenios con CENSALUD como con las compras y contrataciones de Turitours, las acciones de INFOTEP, y ya no sólo de García Cruceta, riñen con la legalidad, puesto que queda se observa el encubrimiento, posible tráfico de influencias y el lucro de unos cuantos, en desmedro de la ciudadanía.

Documentos

En el INFOTEP pasó una aplanadora que acabó con gerentes probados ...

Documentos García Cruceta INFOTEP, CENSALUD y TURITOURS

Nuria Piera denuncia graves irregularidades y tráfico de influencia en INFOTEP

Nuria denuncia irregularidades en SINATRAE y complicidad de Salud Pública

CENSALUD imparte cursos de enfermería sin acreditación estatal y pagados por INFOTEP

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes