Actualidad

EE.UU. defiende intento para aplastar peticiones de Menéndez

Por Servicios de Acento.com.do


Traducción Iván Pérez Carrion

Law360 publicó esta semana una nota escrita por Bill Wichert en la que se dice que el Gobierno de Estados Unidos defendió el lunes su demanda para anular las citaciones presentadas por el senador Bob Menéndez y un oftalmólogo de la Florida en agencias federales que buscan documentos para su próximo juicio por corrupción, diciéndole a un tribunal federal de Nueva Jersey que sus peticiones son “exageradamente abultadas” y en la que afirman que no tiene legitimidad para la moción.

Menéndez, un demócrata de Nueva Jersey, y Salomón Melgen argumentaron el viernes que sus peticiones están buscando “materiales específicos y altamente relevantes” para defenderse de las acusaciones de que el senador aceptó sobornos del médico a cambio de favores políticos relacionados con esas agencias. Instaron al tribunal a hacer cumplir citaciones que presentaron a las agencias en junio.

Sin embargo, el Gobierno dijo el lunes que las solicitudes no pueden “producir material de relevancia (y menos aún exculpatorio) porque no reflejarían nada de lo que los acusados supieran en el momento en que supuestamente cometieron los delitos".

“Si los acusados no pueden demostrar que ya saben de documentos específicos que buscan −y, de hecho, que conocieron estos documentos durante la conspiración criminal y que esos documentos influyeron en su intención en ese momento− entonces no pueden demostrar que los documentos son relevantes para este juicio (y menos aún exculpatorios)”, según el informe del Gobierno. “En ninguna parte de la respuesta de los acusados se identifican documentos específicos que satisfagan esta norma”.

Los acusados también afirmaron el viernes que el Gobierno no tiene derecho a actuare para anular tales citaciones, porque las peticiones no infringen un interés legítimo del Gobierno y las partes citadas no se han unido a la moción.

En su escrito de respuesta el lunes, los fiscales afirmaron que el Gobierno tiene legitimidad porque tiene un interés legítimo en impedir que una agencia federal sea obligada a producir información tan voluminosa e irrelevante. El documento también dijo que las agencias no necesitan unirse formalmente a la moción de cancelación para que el Gobierno tenga posición.

Menéndez y Melgen están programados para ir a juicio el 6 de septiembre. La selección del jurado está programada para este mes.

Menéndez, que ha sido senador desde 2006 después de varios mandatos en la Cámara de Representantes, es acusado de aceptar, pero nunca revelar públicamente una gama de “espléndidos” regalos por valor de cerca de US$1 millón de Melgen, un destacado donante del Partido Demócrata.

Menéndez intentó influir en una acción gubernamental dirigida contra Melgen por US$8,9 millones en presuntos recargos al Medicare, asuntos de visado para las novias de Melgen y una disputa entre Melgen y el gobierno de República Dominicana por un contrato de escaneo de contenedores que llegan por su puerto, dijo.

Melgen fue condenado en abril en un caso separado en la corte federal de Florida de sobre facturación al Medicare por US$32 millones. Su sentencia, que estaba programada para el viernes pasado, ha sido pospuesta hasta después del juicio por corrupción de Nueva Jersey.

Ambos acusados inicialmente presentaron citación el 21 de agosto de 2015 en la CIA, el Departamento de Comercio de Estados Unidos, el Departamento de Estado de Estados Unidos, el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos y el Departamento de Salud y Servicios Humanos, incluyendo los servicios de Medicare y Medicaid, de acuerdo con el informe del Gobierno del 7 de agosto sobre su moción de anulación.

En última instancia, el Departamento de Estado proporcionó una producción limitada a Menéndez y Melgen, pero las otras agencias sólo enviaron respuestas escritas a los acusados con sus respectivas objeciones a las citaciones, dice el resumen.

Los acusados enviaron un segundo lote de citaciones el 27 de junio a cada una de las mismas agencias excepto la CIA, solicitando sustancialmente el mismo material que en sus citaciones originales, de acuerdo con el escrito.

Los fiscales han pedido al tribunal que anule ambos conjuntos de citaciones basándose en que las solicitudes “excesivamente amplias e indebidamente onerosas” están buscando material irrelevante.

“Las citaciones de los acusados son tan amplias que el cumplimiento de sus términos sería imposible”, dijeron los fiscales en el escrito del 7 de agosto. “Y su falta de especificidad demuestra que son meras expediciones de pesca inapropiadas que desperdiciarían los recursos de las agencias federales en busca de documentos inadmisibles”.

Pero Menéndez y Melgen ripostaron el viernes con que sus citaciones más recientes son “específicas y de alcance limitado” e incluyen peticiones más limitadas que las contenidas en las citaciones de 2015.

“En este caso, el cumplimiento no sería irrazonable ni opresivo, y la carga sobre la entidad productora no supera el propósito probatorio de los documentos solicitados”, según el escrito de los acusados. “Por el contrario, las citaciones de 2017 buscan materiales específicos, altamente relevantes de no partes que son materiales para la defensa y admisibles en el juicio”.

Por ejemplo, el documento señala que “documentos que demuestran que hubo corrupción generalizada y tráfico de drogas en República Dominicana entre 2008 y 2013 socavaría la teoría infundada de que el contrato del Dr. Melgen para la vigilancia de la seguridad portuaria era singularmente fraudulento y proporcionaba al senador Menéndez un motivo inocente para buscar inspecciones de carga mejoradas en República Dominicana".

Menéndez y Melgen argumentaron que si el tribunal está inclinado a conceder la moción, en lugar de ello debería reservar su decisión para permitir que los acusados sigan coordinando con las agencias para restringir aún más sus solicitudes de documentos, un proceso que dicen que ya está en marcha.

“Debido a que los acusados están participando activamente en la negociación con cada agencia para resolver sus problemas y resolver cualquier problema sin intervención judicial, y las citaciones de 2017 no son retornables hasta el 6 de septiembre de 2017, la moción es prematura con respecto a esas citaciones”, según informó la Defensa.

El abogado de Menéndez y Melgen no respondió de inmediato a una solicitud de comentario el lunes. Un portavoz del Departamento de Justicia de Estados Unidos dijo el lunes que la agencia no quiso hacer comentarios.

El Gobierno está representado por Peter Koski y J.P. Cooney, jefes adjuntos de la Sección de Integridad Pública del Departamento de Justicia de Estados Unidos, y los abogados de juicio Monique Abrishami y Amanda Vaughn.

Menéndez está representado por Abbe David Lowell, Jenny R. Kramer, Christopher D. Man y Victoria V. Corder de Norton Rose Fulbright LLP; Raymond M. Brown de Greenbaum Rowe Smith & Davis LLP, y Stephen M. Ryan de McDermott Will & Emery LLP. Melgen está representado por Kirk Ogrosky y Murad Hussain de Arnold & Porter Kaye Scholer LLP y Matthew I. Menchel y Samuel A. Stern de Kobre & Kim LLP.

El caso es EE.UU. vs. Menéndez y otros, caso número 2: 15-cr-00155, en el Tribunal de Distrito de Estados Unidos para el Distrito de Nueva Jersey

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes