Vida Inteligente

Darwin, siempre Darwin

Los 12 de febrero se celebra mundialmente el día de Charles Darwin, en honor a su cumpleaños.

Ya lo sabemos, fue el sabio y naturalista inglés que propuso la teoría de la evolución, por medio de la selección natural.

Su idea, que desarrolló durante 26 años antes de ser publicada en 1859, y que vendió la tirada de 1,500 ejemplares en un solo día, ha devenido en el real inicio de las Ciencias Biológicas, al ofrecer una base teórica para la comprensión de todo lo vivo en nuestro planeta. Todo lo que hoy vive tiene ancestros, y muchos de estos ancestros son comunes, como tenemos los humanos y los chimpancés, todos los primates, todos los mamíferos, todos los animales y también las plantas, los hongos y las bacterias.

El impacto de los trabajos de Darwin no solo dieron una base teórica a la biología, sino que sus ideas de que los humanos somos un animal mas en el planeta, impactó la sociedad de su época y hasta nuestros dias produce controversias. Y yo he pensado que somos un simple mono doméstico, (claro, también sabemos que hay humanos mas animales que otros).

La idea del psicólogo evolucionista Steven Pinker, en su último libro En Defensa de la Ilustración (2018), ya en castellano, sobre la vida me parece importante e impresionante a la vez:

La vida tiene tres factores fundamentales – la segunda ley de la termodinámica, que dice que todo sistema cerrado  aumenta su entropía, que equivale a decir que tiende al caos, la evolución por selección natural y la información, que nos permite a los seres vivos evitar en lo posible el aumento del caos o la entropía por un cierto tiempo. La vida pues, lo vivo, sale de lo físico, pasa por lo químico, evoluciona en lo biológico y se mantiene por procesos de información, que a veces confundimos con “cosas”, cuando no son mas que procesos, o sea los reificamos, como la digestión, la memoria y la consciencia, por decir tres ejemplos.

Aunque en vida de Darwin toda la ciencia y gran parte de la sociedad letrada aceptó la evolución, la causa principal de la misma, la selección natural, no fue aceptada por todos. Hubo que esperar a los años 30’s del pasado siglo XX por el desarrollo de la genética de poblaciones para su aceptación casi universal en el mundo de la ciencia.

Y digo casi porque aún hoy en el 2019 salen libros a la luz con teorías, como una reciente de cambios moleculares y termodinámica, que intentan demostrar lo errónea de la evolución darwiniana. Estos intentos, en lo que llamamos mundo occidental desarrollado, se dan con frecuencia y terminan en el olvido. Y señalo esto porque, por ejemplo, en el mundo musulmán la evolución es blasfemia y por lo tanto prohibida y es muy raro que se piense, se investigue y se escriba sobre ideas prohibidas.

El Imperio Británico reconoció a Darwin. Fue una de las cinco personas no miembros de la realeza, que tuvieron un funeral de estado en todo el siglo XIX. El único científico en ese siglo. Los otros cuatro fueron el Almirante Lord Nelson, que murió en la batalla de Trafalgar y los otros tres fueron Primer Ministro o jefes de gobierno del Imperio. Darwin fue enterrado junto a Newton, así fue el único científico en los cien años que la ciencia británica iluminó al mundo con sus descubrimientos, que recibió esa distinción.

“Nada tiene sentido en biología, si no es a la luz de la evolución”. Como expresara el gran evolucionista del siglo XX Theodosius Dobzhansky, ucraniano, graduado en la Universidad de Kiev, experto en genética de poblaciones, que fue de los pocos que pudieron escapar de Joseph Stalin y su Lisenko, antidarwinistas por decreto, “uno de los fundadores de la segunda oleada de la síntesis evolutiva moderna” como lo consideró el también evolucionista y gran divulgador de la evolución , ido a destiempo, Stephen Jay Gould en su magnum opus “The Structure of Evolutionary Theory” ( 2002), y no solo de la biología, como lo muestran los textos de Dobzhansky que amplían y aplican a otros campos del saber la teoría evolucionista, como sus textos “ La Base Biológica de la Libertad Humana” ( 1954) y “Human Culture and Evolution”  (1983).

Y como tantas veces se ha escrito, solo han muerto los que nunca son recordados. Feliz cumpleaños, Charles Darwin, todo el mundo lo celebra jubiloso, aunque algunos aún lo tienen que hacer en silencio.

encuesta

¿La reelección de Radhamés Camacho en la Cámara de Diputados empeorará las contradicciones entre danilistas y leonelistas en el PLD?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.