Avicultores de Licey y Moca, “jartos” de los ladrones y de la ineficiencia policial, se arman para autodefenserse, y a Dios que reparta suerte…

Foto: Acento.com.do/Archivo/Los asaltantes se llevan el fruto del duro trabajo de los productores.

LICEY AL MEDIO, Santiago.-Se fajan de solo a sol para producir pollos, huevos, crear empleos en la avicultura y en el comercio. Pagan los impuestos al Estado. Pero a cada momento son víctimas de los ladrones. Cuando acuden a las autoridades de la Policía Nacional y del Ministerio Público, pierden su tiempo.

Desesperados por este círculo vicioso, los productores de pollos y huevos organizados en la Asociación de Productores Avícolas de Moca y Licey (Aproamoli), anunciaron la creación de su propia autodefensa armada para cuidar de sus negocios, sus familias y sus empleados.

Estas familias de gente trabajadora llegaron a esta decisión debido a que se sienten desprotegidas por parte de las autoridades.

“Reiteramos a todos los productores que, como no tenemos protección de nuestras autoridades, que sigamos con el plan de formar nuestras propias patrullas armadas, y no nos dejemos quitar nuestro patrimonio de la noche a la mañana, que ha sido logrado a base de mucho esfuerzo y dedicación por  los hombres y mujeres del campo”

Según contaron los criadores de pollos y comercializadores de huevos, la iniciativa de la auto seguridad ha surgido porque este sector, además de ser víctimas permanentes de robos en sus granjas y almacenes, tienen que vivir bajo las amenazas de los delincuentes armados que humillan y atropellan a los empleados de los productores.

“Los hemos convocado hoy con el propósito de informar que los hechos delincuenciales, con sus secuelas de violencia que ocurren en el país, también afectan a este municipio productivo de la provincia de Santiago”, expresaron los empresarios de Licey en un encuentro con representantes de medios informativos.

Los granjeros de Aproamorli denunciaron en tiempos recientes al menos de 10 granjas robadas y su personal está atemorizado. “Ahora el personal se siente amenazado y no quiere hacer el turno con temor a la delincuencia”, señalaron los empresarios agrupados en Aproamorli.

Los granjeros plantean que los delincuentes andan con mejores armas que los vigilantes de las empresas, quienes a veces abandonan los empleos para salvar sus vidas.

Los criadores de cerdos, pollos y comercializadores de huevos estuvieron representados por el presidente de Aproamoli, Ambiorix Cabrera,y se sumaron los directivos, José Marcano, Porfirio Cabrera, Miguel Marcano, Roberto Abreu, Víctor Cabrera y otros empresarios.

Aseguran que ante la realidad que viven con los robos y asaltos en Licey al Medio, no les queda otra alternativa que tomar la protección y la justicia en sus propias manos, porque no hay autoridad que las garanticen.

“Reiteramos a todos los productores que, como no tenemos protección de nuestras autoridades, que sigamos con el plan de formar nuestras propias patrullas armadas, y no nos dejemos quitar nuestro patrimonio de la noche a la mañana, que ha sido logrado a base de mucho esfuerzo y dedicación por  los hombres y mujeres del campo”, puntualizaron.

Fiscal les advierte que la autodefensa es ilegal

En relación al anuncio de los granjeros de crear una patrulla armada particular para cuidarse, se ha pronunciado el procurador fiscal de Santiago, José Francisco Núñez, quien ha dicho que entiende la preocupación del sector, pero advierte que no se puede actuar al margen de la ley.

El representante del Ministerio Público invitó a los empresarios de Licey al Medio y Moca a participar en un encuentro que se hará con funcionarios de la fiscalía y de la Policía, a fin de que se procuren soluciones para proteger a la ciudadanía.

El fiscal les advirtió a los productores que la autodefensa armada, que suplanta a la Policía, es ilegal en la República Dominicana.

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Contáctanos vía WhatsApp y haz tus denuncias aquí