Opinión

Sin oposición, no hay democracia.

Por Raúl Baz S.

En repetidas ocasiones, he manifestado -vía este medio- mi apoyo a las acciones del Presidente Danilo Medina, convencido de que -más allá de tener buenas intenciones- tiene un plan bien establecido con principios ejecutorios muy bien trazados.

Hago aclaración de esto, porque creo que hoy -más que nunca- la República Dominicana tiene mucha suerte de tener una persona honesta y con visión de Estado dirigiendo al país.

A lo largo de la historia, hemos visto el concepto de democracia evolucionar y enriquecerse pero -sorprendentemente- vemos que aún hay lugares como Venezuela donde el concepto de democracia ha sido arrabalizado y pisoteado.

Sin entrar en los detalles de otros países que se hacen llamar democráticos para efectos mercadológicos (por llamarlo de alguna forma), quisiera analizar los peligros de una sociedad “democrática”  en donde hay ausencia de oposición.

No ha pasado ni un mes de este 2013 y ya la política en la República Dominicana ha dado mucho de que hablar.

Sin lugar a dudas, el tema más sonado ha sido el conflicto interno del PRD en donde Hipólito Mejía y Miguel Vargas han protagonizado una lid que -en el caso hipotético de que fuera una película- estaría nominada al Óscar por mejor guión bizarro, de existir tal nominación.

Más allá de dar mucho de que hablar en la agenda mediática, la cuestión es: ¿Cómo influye dicho conflicto en la vida política del país?

La respuesta es muy sencilla: Mientras se pelean internamente, en el país NO hay nadie haciendo oposición seria y representativa, y Danilo Medina tiene una oportunidad de oro para cumplir sus promesas y cambiar lo que está mal,  continuar lo que está bien y hacer lo que nunca se hizo, sin que NADIE lo cuestione.

Sé que después de leer el párrafo anterior, muchos se preguntarán ¿Oportunidad de oro para quién? ¿Para Danilo o para los Dominicanos? Y mi respuesta es MUY sencilla: ¡PARA AMBOS!

Al principio del artículo hable sobre aspectos positivos de Danilo Medina, ya que cualquier persona con intenciones “dudosas” usaría la falta de oposición y de atención para hacer lo que le venga en gana.

En el caso de Danilo Medina, estoy convencido de que el conflicto interno del PRD y la falta de oposición en el país, ni le da ni le quita, ya que -como hemos visto- sigue trabajando y muy direccionado por la línea que trazó desde el primer día de su gobierno. (Prueba de ello es que su popularidad va a la alza)

Hemos visto en el último siglo muchos casos de países que han funcionado y logrado mucho con sistemas en donde predomina un solo partido político. En México, por ejemplo, vimos al PRI gobernar por más de 70 años, y no hay duda que mucho se logró, pero es importante aclarar que también hubo aspectos MUY negativos de la falta de oposición y del “reinado” de una sola fuerza política.

Hoy, después de 12 años de gobiernos fallidos del PAN, en México está de regreso el PRI y esperemos que hayan aprendido a gobernar en un entorno democrático en donde la oposición trabaja y se hace sentir.

Regresando al caso de la República Dominicana, creo que mucha suerte tiene el país de que las riendas del gobierno las tenga un hombre honesto, ya que sería caótico lo que una persona de principios “dudosos” podría hacer con un gobierno en donde no hay oposición activa y dedicada a representar al pueblo cuestionando y aportando.

Solo para que se den una idea, países como Camerún,  China, Cuba, Corea del Norte, Laos, Vietnam y Siria, sólo tienen un partido político y sobra decir que -en su mayoría- son “Estados” que no tienen ningún tipo de respeto a los derechos humanos ni sociales.

Considero que conflictos como lo que esta pasando hoy en el PRD se verán siempre y en todos los países, pero espero que dicha organización no pierda de vista que el objetivo PRIMORDIAL de un partido político es representar, no pelear… ¡Y MENOS INTERNAMENTE!

@RaulBaz

 

 

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes