Opinión

Sin liderazgo, sin estrategia y sin recursos…

Por Benjamín Toral Fernández

La realidad que está viviendo desde el año pasado el sector café, ante la tragedia natural que representa la enfermedad de la roya del café, es la que está plasmada en el título de este artículo. En el desarrollo de este trabajo trataremos de explicar cada condición:

Sin liderazgo

Desde el año 2000 la política cafetera del país debió ser diseñada y ejecutada por el CODOCAFE,  una institución pública, autónoma y descentralizada del Estado dominicano, creada el 3 de abril del año 2000, en virtud del Decreto No. 154-00, emitido por el Presidente Constitucional de la República, Dr. Leonel Fernández Reyna. Posteriormente, este decreto fue ratificado por la Ley No. 79-00, de fecha 25 de septiembre del año 2000, la cual constituye actualmente la base legal fundamental del Consejo. En sus trece años de existencia la institución no ha cumplido a cabalidad los roles para lo cual fue creada, careciendo de operatividad eficiente y ágil y  de gerencia eficaz, productiva y competitiva, esta realidad se demuestra en la tendencia decreciente que ha venido exhibiendo la producción nacional de café,  lo que ha contribuido a que la institución pierda su credibilidad ante los demás estamentos estatales.

La creación de una comisión que institucionalmente la posicionan sobre el CODOCAFE, mediante el decreto número 101-13, en el cual  el Presidente Medina instruye al Ministerio de Agricultura y al Consejo Dominicano del Café, para que procedan a dar inicio inmediato a un amplio "Programa Nacional de Manejo Integrado de la Roya del Cafeto”, demuestra la falta de liderazgo de la institución que debería dirigir la política y acciones del sector cafetalero nacional.

Sin estrategia

Los actores que están participando- CODOCAFE, Ministerio de Agricultura, IDIAF y los caficultores - y los que deberían participar en las acciones tendentes a controlar la roya –Bagricola, IAD, Ministerio Ambiente, etc.- no han generados dentro del sector el suficiente consenso como para diseñar una estrategia de control de acuerdo a la realidad de nuestras caficultura (Edad, variedades, nivel tecnológico, condiciones geográficas, ambientales, etc.) y que sea coherente con la realidad económica, social y ambiental del país.

A nuestro juicio la estrategia debería ser muy sencilla y consiste en dos puntos:

Aplicarle el Manejo Integrado de la Roya(MIR) a los cafetales establecidos y con buena capacidad productivas con una edad comprendida entre 1 - 12 años y la misma consistiría en:

    Control de malezasSALTODELINEAControl de sombraSALTODELINEAPoda de  recepa a las plantas defoliadasSALTODELINEAPrograma de FertilizaciónSALTODELINEAAplicación de fungicidas curativos y/o preventivos, según las condiciones climatológicas, del cultivo y los umbrales de daño económico de la enfermedad

      Aplicarle el cambio varietal a cafetales con más de 12 años de edad y con su capacidad productiva disminuida, esta parte de la estrategia consistiría en:

        El cambio de las variedades de café susceptibles (Typica, Caturra, Catuaí, Villa Sarchis, Borbón, Pacas, etc.,) por  las variedades  de cafés tolerantes o resistentes entre los que están:

        Los Catimores, Caturra x Hibrido de Timor, son: Costa Rica 95, Lempira, IHCAFE 90, Colombia, Castillo, Oeira, T5175 y T5269 etc.SALTODELINEALos Sarchimores, Villa Sarchis x Hibrido de Timor, son: IHCAFE, Parainema, Cuscatleco, Centroamericano, Tupí, Obata, IAPAR 59, T5296, Limaní, etc.SALTODELINEALos Carvimores,  Catuaí x Catimor y/o Hibrido de timorSALTODELINEAOtros híbridos artificiales interespecíficos entre C. arábiga y  C. canephora como son: el Icatú, el Arabusta, similares al hibrido interespecífico natural Hibrido de Timor

        Sin recursos.

        El costo por tarea del MIR es de US$ 88.61 aproximadamente y el costo por tarea del cambio varietal es de US$377.48 aproximadamente; El país posee 2 millones de tareas sembradas de café, si le aplicamos el MIR al 20% de los cafetales del país y el Cambio varietal al 80% de los mismos,  la estrategia requeriría de US$640 millones.

        El Estado dominicano especializó el 11 de abril del 2013 un fondo de RD$154 millones para roya del café, equivalente al 0.57% del total necesario para resolver el problema y del mismo han sido liberados RD10 millones que equivale al 0.04% del total de los recursos necesarios para resolver el problema de la roya. ¿Sería posible con esa disponibilidad de recursos resolver el gran problema que representa la roya del café para el país?

        Sin querer ser agorero, ante la realidad expuesta de falta de liderazgo, falta de estrategia y falta de recursos; el derrotero lógico de la caficultura dominicana será el de languidecer paulatinamente hasta su desaparición…. Y sin temor a equivocarme el gran culpable de esa tragedia no será la roya, sino la apatía  y falta de interés del Estado dominicano por un sector que tanto le ha aportado y aporta al país……

        Noticias relacionadas

        Por

        Noticias relacionadas

        Comentarios
        Seguir leyendo

        Lo más leído

        Más noticias

        Síguenos en nuestras redes