Visión crítica desde Santiago

Gestiones municipales fracasadas, pero acaldes buscarían  reelección

Por Máximo Laureano

Santiago de los Caballeros y Montecristi, pueblos separados por 115 kilómetros, 1 horas 37 minutos,  de condiciones socio-económicas y políticas muy distintas tienen en común las malas administraciones de sus alcaldes, ambos del Partido Revolucionario Dominicano (PRD) y con intensiones de buscar la reelección.

Con más de tres años para las elecciones, municipales del 2016,  Juan Gilberto Serulle Ramia y Luis Tomás Méndez Reyes, han mostrado su ambición de  procurar un período más, aún cuando sus respectivas gestiones han fracasado, en cuanto a los servicios que están llamados a cumplir.

La ciudad de Santiago con cerca de un millón de habitantes, y un presupuesto de más de RD$ 1, 200 millones está cercada de basura, a pesar de pagar  de facturar a tres empresas privadas para la limpieza de la ciudad, se suman  otras dificultades como  el caos en el tránsito, contratos irregularidades, falta de transparencia en el manejo de los fondos y una serie de obras paralizadas y deudas millonarias con  contratistas viejos y nuevos.

Gilberto Serulle, llegó a la sindicatura, con una gran popularidad, pero debidos a sus desaciertos  basados en  hacer obras no prioritarias, han bajado la popularidad con la que ganó en  mayo del 2010.

Su encargado de urbanismo, Ervin Vargas, ha dicho que seis años no les alcanzarán para la transformación municipal que han pensado para Santiago, un “Santiago turístico”.

El alcalde santiaguero ha visto bajar su valoración en un 26.4%, según se establece en los resultados de una encuesta de una firma identificada como D. Marketing Consultoría. S. A., cuyos datos, que también tienen otras valoraciones, se dieron a conocer esta semana.

Otra situación que adversa a Serulle, es que podría quedarse sin partido para postular su candidatura.

En marzo del 2010, cuando fue  expulsado del PLD,  tras aceptar la candidatura en el PRD, la situación le favoreció, debido a que la mayoría de los perredeistas trabajaron para llevarlo al palacio  municipal,  debido al fracaso de su gestión, estos aspectos han cambiado, hoy muchos  de los que lo apoyaron hace tres años desaprueban su  gestión.

A esta situación se suma que  los  aspirantes peledeístas han empezado a mover sus proyectos, para evitar que otra vez, la dirigencia del partido imponga  un candidato, extra partido, como pasó en 2010, con el reformista José Enrique Sued.

En Montecristi, un poblado de aproximadamente, 30, 000 habitantes, recibe RD$ 4.3 millones al mes,  el actual síndico Luis Méndez, buscaría la reelección en 2016, a pesar  de que su popularidad es muy baja  y tiene por delante un cúmulo de problemas como la recogida de  basura, que no  ha podido resolver,  no arregla una calle y no rinde cuentas del dinero que entra al Ayuntamiento.

En Montecristi, no se sabe que hacen las autoridades con el dinero que se cobra a los salineros unos RD$ 250, 000.00, al mes y tampoco ha explicado lo referente a un descuento ilegal  de hasta un 40 % a los sueldos de los empleados que menos ganan, en   abril de este año. Los empleados de la  Alcaldía en Montecristi, no tienen seguro médico y los ex empleados “no han visto a linda”, Luis Méndez alega que no hay dinero para eso.

Fue en el junio cuando en la alcaldía de Montecristi, reactivaron sus líneas telefónicas, luego de estar cortadas desde diciembre 2012, por falta de pago.

Por la alcaldía de San Fernando de Montecristi, aspira también la actual la presidenta del Concejo de Regidores, Seneida Sigollen,  fiel soldado del alcalde, quien tímidamente dejar entrever sus intenciones, pero alega que es muy temprano para hablar de elecciones.

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes