Editorial

¿Traiciona Nicolás Maduro a Danilo Medina?

Por Acento.com.do

De acuerdo con el último anuncio del presidente de la República, Danilo Medina, el diálogo entre los representantes del gobierno y la oposición de Venezuela deberá reanudarse este jueves, en la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores de la República Dominicana.

Danilo Medina había anunciado el pasado sábado, como responsable del equipo de mediación, que nada estaba pactado hasta que todo fuese acordado. Y las partes se comprometieron a no referirse a los puntos de discusión, como condición indispensable para que se pueda llegar a un entendimiento.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, traicionó ese acuerdo previo, y reveló el contenido de las conversaciones, atacó a los representantes de la oposición, los llamó aliados de poderes externos interesados en tumbar al gobierno de su país, y al mismo tiempo dijo irresponsablemente que los de la oposición son los que han estado revelando los contenidos de las conversaciones en la República Dominicana. Pese a todos estos dicterios y desenfrenos verbales, Maduro exigió a los representantes de la oposición a firmar el acuerdo, que ya habría concluido el viernes pasado.

Danilo Medina, el gobierno dominicano, José Luis Rodríguez Zapatero, los miembros de los países garantes del diálogo, han sido prudentes, discretos, responsables y todo cuanto ha sido posible avanzar se debe a ellos.

Si el diálogo fracasara, por las razones que fuera, habría que atribuir a Nicolás Maduro y al gobierno de Venezuela la responsabilidad de ese fracaso. Danilo Medina habló el sábado de avances en las conversaciones. Nicolás Maduro atropelló a los mediadores e irresponsablemente colocó combustible a una pradera seca y a punto de encenderse. Demostró el señor Maduro que carece de ideas, de prudencia, de buena voluntad para echar adelante un entendimiento en su país, siendo él el principal responsable de la paz y la tranquilidad en su gobierno y en su país.

Es lamentable que el gobierno dominicano se encuentre involucrado en este conflicto, perdiendo tiempo, en un conflicto en que una de las partes carece de la serenidad y la prudencia necesaria para sostener acuerdos razonables.

Noticias relacionadas

Por

Noticias relacionadas

Comentarios
Seguir leyendo

Lo más leído

Más noticias

Síguenos en nuestras redes