Jueza emplaza a Jair Bolsonaro y a Sergio Moro, por disponer que cualquiera porte armas de fuego en Brasil

Foto: Acento.com.do/Archivo/Jair Bolsonaro.

Brasilia, 10 may (EFE).- La jueza Rosa Weber, de la Corte Suprema de Brasil, solicitó este viernes al presidente, Jair Bolsonaro, que «explique» los términos de un decreto que libera el porte de armas y ha sido denunciado como «inconstitucional» ante el tribunal.

Weber hizo extensivo ese pedido al ministro de Justicia, Sergio Moro, y dio a ambos un plazo de cinco días, todo en el marco de una acción intentada por el opositor Partido Sustentabilidad, según el cual el Gobierno no tiene potestad para «legislar por decreto» sobre una materia que compete exclusivamente al Parlamento.

La demanda también afirma que el decreto viola algunos artículos del llamado Estatuto del Desarme, un conjunto de leyes sancionado en 2003 que regula todo lo relativo a los armamentos y prohíbe el porte por parte de civiles, liberado en diversos casos por la decisión de Bolsonaro.

El decreto fue firmado por el mandatario este miércoles y da el derecho a portar armas a políticos que ejerzan un cargo público, camioneros, periodistas que cubran asuntos policiales, cazadores, dueños y socios de clubes de tiro, abogados, agentes de tránsito y residentes en zonas rurales, entre otros.

Bolsonaro, líder de una ultraderecha que promueve el «derecho» de la sociedad a la «autodefensa», declaró que en la redacción de ese decreto el Gobierno había llegado al «límite de la ley», pero afirmó además que todos sus artículos se ajustan a la Constitución.

Sin embargo, el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, ha considerado que hay aspectos del texto que contrarían algunas normas establecidas en la Carta Magna.

Entre ellos, según un primer análisis hecho por técnicos de la Cámara baja, se detectó que el decreto elimina la necesidad de que el interesado en portar armas compruebe una «efectiva necesidad», lo cual está claramente exigido por la legislación en vigor.

Bolsonaro, quien se declara «armamentista», dijo al momento de sancionar el decreto que «la seguridad pública comienza dentro de casa» y que el Gobierno pretende garantizar «el derecho individual de que cada quien que quiera tener y portar un arma de fuego lo pueda hacer», siempre y cuando se atenga a los límites legales.

El decreto también libera la importación de municiones y armas para todas las personas autorizadas a portarlas, previa autorización del Comando del Ejército, que junto con la Policía Federal estará a cargo de la fiscalización de todo lo relativo a los permisos.

Las nuevas normas decretadas por Bolsonaro complementan otras anunciadas en enero pasado, que ablandaron las exigencias para la venta de armas a civiles, una de las promesas de campaña del líder de la ultraderecha en favor de lo que califica de «derecho a la defensa» contra la delincuencia.

La liberación de la venta de armas fue uno de los mascarones de proa de la campaña que llevó a Bolsonaro a ganar las elecciones de octubre pasado, en la que aseguró que esa medida le permitirá a la sociedad ejercer «la autodefensa» frente a una violencia que cada año causa en el país unas 60.000 muertes, según datos oficiales. EFE

encuesta

¿Cree usted que la reelección ya fue derrotada, como afirman los seguidores de Leonel Fernández?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.