Carta de Jorge Luis Polanco: Buscando la manera de defender a Jean Alain

Foto: Jorge Luis Polanco/ Fotografía de Edgar Hernández

El abogado Jorge Luis Polanco escribió la siguiente carta a Jean Alaín Rodríguez, Procurador General de la República y miembro del Consejo Nacional de la Magistratura:

Santo Domingo, Rep. Dom.

07/03/2019

Jean Alain Rodríguez 

Consejero del Consejo Nacional de la Magistratura

El pasado lunes  fui testigo vía televisiva de una acción en contra de la magistrada Miriam Germán Brito que, bajo mi consideración, fue premeditada y cuya ejecución se explica como posible en un escenario donde se cuenta con el patrocinio del señor Danilo Medina, en su calidad de Presidente del Consejo Nacional de la Magistratura. Todo esto, en ocasión de esta valiente juez  presentarse ante dicho organismo para fines de ser evaluada, por haber transcurrido los 7 años de su elección como miembro de la Suprema Corte de Justicia, que estipula la constitución de la República Dominicana en su artículo 181.

La acción consistió en imputarle a la honorable magistrada la comisión de tráfico de influencias, falsedad de su Declaración Jurada del 2016, enriquecimiento ilícito, prevaricación, soborno y lavado de activos. Para llevar al público tal idea fueron leídas dos cartas anónimas y otra de autoría de un juez en ejercicio, cuyo relato de hechos son las bases de la posible configuración de los tipos penales descritos precedentemente.

No hay ninguna duda en afirmar que la víctima directa, Miriam Germán Brito, no requiere de nuestra defensa:  un pueblo está a su lado, la acompaña, no por amistad, sino porque la gran mayoría solo saben de ella por sus hechos en los últimos 40 años. Esta jueza es reconocida porque su nombre ha salido a relucir cuando el sistema, del que es parte, ha demandado de una respuesta. En fin, su ejercicio profesional, su estilo, su humildad, el respeto ganado, su capacidad, su valentía, las decisiones que ha adoptado en los miles de casos que ha participado, hoy, hablan por ella.

Jean Alain Rodriguez

Asumo que usted en su calidad de consejero fue el instrumento a quien el victimario seleccionó para acometer infraganti su acción. Un crimen moral con argumentos en franca violación al derecho de defensa, a los procedimientos previamente establecidos en el reglamento vigente para la supuesta evaluación; y al principio elemental de lealtad, todos derechos que debió garantizarle el moderador a doña Miriam Germán Brito.

Hoy el pueblo se levanta, en las redes sociales circulan acusaciones refiriéndose a usted como abusador, temerario, irrespetuoso, cobarde, ignorante, machista, cínico, adulador, títere, de patrocinar caliesaje y de farsante. Incluso, esa mayoría de pueblo le atribuye un estado de embriaguez proveniente del ejercicio del poder.

En mi caso, de manera muy personal, en el ejercicio de mi derecho constitucional de OPINAR, se me ocurre pensar que Usted merece ser defendido, aún sin solicitarlo. Si estuviera a mi cargo asumirla (falsa ilusión), pensaría en alegar  en su beneficio una de las causas de INIMPUTABILIDAD, prevista en el artículo 64 del Código Penal dominicano: el estado de DEMENCIA.

su conducta y acciones ante el Consejo Nacional de la Magistratura al momento de corresponderle cuestionar a la magistrada Miriam German Brito le son  INIMPUTABLES, por aplicación del artículo 64 del Código Penal dominicano

Me explico y para ello invocaré un precedente a modo de ejemplo. Señor consejero, hace 13  años se presentó a mi oficina un joven de unos 23 años y me comentó que su madre había sido asesinada en su presencia y la de sus hermanos. Su padre, con sus propias manos, fue quien terminó con la vida de ella, tomando un objeto para golpearla hasta dejarla totalmente inconsciente, falleciendo un día después de esta acción. Él y sus hermanos luego del asesinato de su madre vivieron con su padre (avicultor), quien fue un buen proveedor y de gran apoyo para terminar sus estudios. Él ya había logrado su profesión. Según me manifestó: “llegó el momento que se haga justicia a mi madre”. Al día siguiente de la entrevista, se cumplían 10 años de la comisión del hecho. Por lo que me presenté ante la secretaria titular del tribunal correspondiente y una vez allí procedí a solicitarle el expediente del padre de mi cliente, manifestándome de inmediato: “espere un momento”. En menos de tres minutos se presentó ante mí con el expediente en sus manos, afirmando: “yo sabía que antes que este caso prescribiera alguien preguntaría”, procediendo a fijar audiencia y de ahí salí a notificar al acusado la cita para que comparezca a conocer su caso. De ese caso horrible resultó la sentencia de la Suprema Corte de Justicia publicada en el B.J. NO. 1154, del 3 de enero de 2007, la cual entre otras cosas establece:

“Considerando, que es en ese orden de ideas, que el legislador ha consagrado en el artículo 64 del Código Penal, que una persona demente queda liberada de toda responsabilidad si comete un crimen o un delito, porque no ha sido producto de un acto volitivo con plena conciencia de lo que se está haciendo; que asimismo, sin embargo, hay casos en que sin llegar a ese estado de inconciencia total, la ingestión de algunas sustancias nocivas al organismo producen un desequilibrio momentáneo, en su psique que indudablemente inhibe su raciocinio correcto de lo que se está realizando;
“Considerando, que entre las que producen ese efecto deletéreo en la conciencia del individuo está el alcohol, ya que algunos se vuelven melancólicos y se deprimen; otros se vuelven locuaces y simpáticos, 
pero hay quienes se tornan agresivos y peligrosos, por lo que en este último caso, cualquier actitud de éste, es producto de una voluntad que no es enteramente consciente y libre, así como que ha previsto las consecuencias.”

Miriam Germán Brito

Jean Alain, la aplicación del precedente citado pone en escena que la conducta de las personas debe ser analizada conforme y en armonía con su estado emocional, racional, psíquico y físico. En su caso puedo probar de manera inequívoca que, al momento de ocurrir los hechos, su estado emocional, racional, físico, psíquico estaba a un nivel de INCONSCIENCIA producto de estar bajo los efectos de los hechos que describo a continuación, (la enumeración es enunciativa):

1- Usted nació en mayo del 1975, hoy cuenta con 43 años;

2-Es egresado de la escuela de derecho de la PUCMM, con especialidades en centros de enseñanzas de París (Francia), Roma (Italia), con notas sobresalientes (altos honores académicos) y domina los idiomas inglés, castellano, francés e italiano;

3-Al momento de su designación como Procurador General de la República desempeñaba la función de Director Ejecutivo del Centro de Exportación e Inversión de la República Dominicana (CEI-RD). Fungió como director ejecutivo del CEI-RD (2012-2016), asesor legal de la Dirección General de Aduanas (2004–2005), del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (INDOTEL) (2004–2009) y del Ministerio de Turismo (2004–2006), abogado auxiliar de la Procuraduría Fiscal del Distrito Nacional (1997), juez suplente y miembro de la Junta del Distrito Nacional (2010–2012);

4-Es militante y miembro del Partido de la Liberación Dominicana desde los años 90. Desde entonces, ha desempeñado su rol de miembro y dirigente, contribuyendo en las campañas presidenciales de 1996, 2000, 2004, 2008, 2012 y 2016. En algunas de estas campañas, fue designado como Coordinador Nacional de proyectos de envergadura, presidió movimientos externos de apoyo nacional, integró los equipos técnicos, la Coordinación de Movimientos Externos, el Comité para los Actos de Transición, entre otras funciones de relevancia. En el año 2014, fue electo miembro del Comité Central del PLD, con más de 77,000 votos;

5-Tiene, junto a su esposa, un patrimonio, según la declaración jurada que presentó en año 2016, ascendente aproximadamente a la suma de RD$209,716,691.00;

6-Ese patrimonio, por su característica, le genera un flujo o liquidez que le permite pertenecer a los grupos familiares con riqueza privilegiada (incluso con poder de generar acumulación de riqueza), todo lo cual le coloca en un segmento exclusivo de la población dominicana menor al 1%.

7-Tengo entendido que usted disfruta como hobby la navegación marítima; y que posee una nave que se identifica como Carpe Diem.

8-Conozco que reside en uno de los apartamentos más suntuosos y confortables de la ciudad de Santo Domingo; construido por la empresa Logroval.

9- Es obvio que goza de la amistad, confianza y reconocimiento del presidente de la República, (entiendo que su padrastro era el embajador del país hasta su muerte en Alemania, quedando designada en su sustitución su madre); y al efecto, en el ejercicio de sus atribuciones ha puesto a cargo de usted la política criminal del país;

10- No tengo duda alguna en afirmar que, de hecho, usted goza de “inmunidad” total y absoluta. Por ejemplo, si no acata decisiones del poder judicial, está seguro de que no pasará nada, sus subalternos que custodian los bienes incautados, usufructúan estos como si fueran propios, haciéndoles extensiva su “inmunidad”, negocia las acciones penales conforme le dé la gana, sólo basta con someterla a su “discrecionalidad “, invierte los recursos a su cargo conforme a sus sueños e ideales, que sólo usted conoce;

11- Tiene el poder de investigar a quien considere, buscar las pruebas contra quien Usted decida, someter o no a quien le plazca, además, tiene el poder de influir en los resultados de los casos investigados (por acción o por omisión). 

12- Está seguro de que sus actos no tendrán consecuencias negativas, recuerde que, conforme al estatuto del Ministerio Público, ejerce la superioridad de dicha institución y es el titular de mayor jerarquía ante sus órganos, por lo cual será usted mismo quien se auto investigará ante la comisión de cualquier hecho cometido por usted. Si por casualidad algo le resultara contrario a sus expectativas tiene entonces jurisdicción privilegiada (PLENO SCJ). Pero recuerde que, en este caso, usted está entre los que tienen el poder de nombrar a los jueces que la conforman (CNM);

En fin, consejero, la percepción que siento al analizar los hechos que anteceden es que usted se siente ser un “Dios” aquí en la tierra. Lamentablemente esos doce (12) hechos narrados,  le hacen creerse, Jean Alain, un súper hombre, con súper poderes, imprescindible, un genio, un ser exitoso tanto en el mundo profesional, como en los negocios y en él área política, llegando a sentirse, entiendo yo, que la Constitución y las  leyes son instrumentos que usted utiliza para jugar con los ciudadanos, en una sola vía, sometiéndolos a su tutela.

Por lo que he podido analizar, puedo afirmar que usted y sus actuaciones se han encaminado a un cuadro enmarcado en un estado de paranoia y megalomanía, similar a lo señalado en el ensayo escrito por el psiquiatra Restrepo: “Para nuestra cultura, la paranoia es una locura rentable. Sólo un ejército de paranoicos, de megalómanos que quieren aplastar al mundo con su éxito y su yo, puede estar dispuestos a trabajar día y noche para acaparar entre sus manos dinero y prestigio. “¡Acumulad, acumulad! ¡He aquí la panacea!”, parecen gritar a coro, siguiendo la divisa que volviera famosa el economista Adam Smith hace dos siglos” (Luis Carlos Restrepo. El derecho a la ternura. Arango Editores Ltds, 1994, página 40).

De manera que considero su proceder es el resultado de estar padeciendo: a) una enfermedad mental que se caracteriza por la aparición de ideas fijas, obsesivas y absurdas, basadas en hechos falsos o infundados, junto a una personalidad bien conservada, sin pérdida de la conciencia ni alucinaciones, denominada PARANOIA; y b) de estar bajo una condición psicopatológica caracterizada por fantasías delirantes de poder, relevancia, omnipotencia y por una hinchada autoestima, denominada MEGALOMANÍA.

Por lo que, a mi consideración, su conducta y acciones ante el Consejo Nacional de la Magistratura al momento de corresponderle cuestionar a la magistrada Miriam German Brito le son  INIMPUTABLES, por aplicación del artículo 64 del Código Penal dominicano.

Hoy más que nunca, señor consejero, es importante para nuestra nación aprovechar sus recursos humanos, más de aquellos que tienen un currículo privilegiado como el suyo. Le demando como ciudadano hacer los  ajustes que entienda necesarios para reencaminar la oportunidad que tiene de servir a su país con acciones de trascendencia.

Con respeto, le saluda,

Jorge Luis Polanco

encuesta

¿Cree usted que el mensaje de Margarita Cedeño conducirá a la unidad de Danilo Medina y Leonel Fernández?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.