Atalaya del escrutinio

La Patria contempla la inminente llegada de su otrora y futura musa

Hacia 1938, la entonces niña y futura laureada escritora descubrió el goce de la poesía con su abuela paterna en La Vega, apreciando la alegría y musicalidad rítmica en un ambiente de juego festivo (a pesar de la opresión de la dictadura que la separaba momentáneamente de sus padres). En la libertad del exilio pocos años después,  Rhina habría de conocer el reverso o complemento al leer poemas en inglés: descubrió las pérdidas, las ausencias y el dolor que el bálsamo de la poesía alivia. Fue cuando dice haber quedado definitivamente embrujada por su magia  para siempre. Desde entonces la poesía en su vida está íntimamente ligada a la familia y la vida hogareña, descubriendo y celebrando a cada paso lo cotidiano y haciéndolo trascendental con la música de sus palabras.  La poesía es una especie de terapia que hace la vida más llevadera, tanto cuando es alegre y juguetona como cuando es pausada y melancólica.  Durante toda su vida, como maestra por excelencia, la nieta ha transmitido la tradición familiar aprendida de su abuela paterna y su padre, contagiando con su natural energía para hacer descubrir el goce de la poesía, y de la vida misma,  a toda persona que entra en contacto con ella y su arte. La inicial P. de su segundo nombre debió venir de Polimnia, la musa de la poesía lírica sacra, y no de Polonia como dice su certificado de nacimiento.

Rhina se presentó en sociedad como quinceañera con despliegue al publicar sus primeros poemas en inglés en una revista de circulación nacional. A los dieciséis años ingresó en The Poetry Society of America, siendo la persona más joven en ser invitada a formar parte de esa institución. Pero mientras criaba tres hijos junto a su esposo, Alfred Moscowitz, e iniciaba a jóvenes en los placeres de la lengua y la literatura, la creación poética quedó relegada a un segundo plano, publicando poemas sueltos en revistas y antologías. Como consecuencia, su primer volumen individual de poesía fue publicado en 1992, cuando cumplió  sesenta años de edad y pudo disponer de más tiempo para su precoz pasión literaria.  Ella no lamenta ni considera tiempo perdido para su arte las décadas dedicadas a la crianza de sus hijos, el cuidado de sus padres enfermos y la enseñanza en las escuelas públicas. Esas experiencias la musa las transformó con inspiración, pasión  y dedicación en poesía, haciendo siempre limonada.

La familia y el hogar ocupan un espacio prominente en la obra de Rhina P. Espaillat. Sus abuelas, sus padres, su esposo, sus tres hijos, tíos, primos, todos figuran en muchas de sus nítidas composiciones  de formas tradicionales (preponderantemente) en once volúmenes que ha dado al público hasta la fecha (tiene algunos más en camino). El poema es concebido como retrato doméstico al estilo de Vermeer, con la musicalidad de las palabras en lugar de la luminosidad de los colores para elaborar filigranas y encajes. En su deliciosa invitación a su “Recital de poesía” (“Poetry Reading” en el original e incluido en su segundo libro, Where Horizons Go, ganador del premio T.S. Eliot), nos dice que habrá un menú ecléctico de  pocos platos de comida casera con nombres del vecindario, y que no esperemos ingredientes y sazón altisonantes. Poemas con títulos (traducidos libremente) como “Limpiando casa”, “El esposo de la poeta practicando la cocina gourmet”, “La poeta prepara sopa de pollo”, “Pan”, “Trabajando en el jardín” y “Para mi tataranieto el astropionero” (este último con versiones en inglés y español),  nos hablan repetidas veces de la familia (pasada, actual y futura) y ese lugar mágico que es el hogar.

Otros poemas esconden en sus títulos fríos, como “Learning bones” (“Aprendiendo huesos”) y “Calculus”, diálogos íntimos con su padre  y un hijo, respectivamente. De doce poemas seleccionados por la propia poeta como sus más duraderos, muchos  tratan de la familia o el hogar, siendo precisamente “Calculus” el primero en la lista. Todos podemos relacionarnos con sus inquietudes cotidianas y  su forma directa de ver el mundo y expresarse, siempre en inglés o español, jamás en spanglish. En su primer libro, Lapsing to Grace, sorprendió al lector con cuatro poemas en español, y sin traducción además, continuando hasta el presente la costumbre de incluir poemas en español en sus libros. Hasta su conocido rechazo del spanglish tiene sus raíces en su respeto a la prohibición de su padre al uso del inglés en el hogar y la regla de jamás adulterar el español y la cultura de sus antepasados. Su poema “Bilingual/bilingüe” es elocuente testimonio de esa costumbre familiar.

Empezar a hacer justicia a la obra poética, que es vida, de Rhina P. Espaillat, requiere de una extensa monografía como la recién publicada este año por la editorial de la Universidad de Pittsburgh, The Once and Future Muse: The Poetry and Poetics of Rhina P. Espaillat. La obra de Nancy Kang y Silvio Torres-Saillant es el primer libro de crítica literaria dedicado exclusivamente a la laureada poeta nacida en República Dominicana y educada en Estados Unidos, donde hizo fructífera carrera profesional como maestra en las escuelas públicas de Queens, Nueva York.  En esta obra académica se descubren vetas  que permitirán leer, estudiar y escribir extensamente sobre la poética de Espaillat durante largo tiempo. Enhorabuena la publicación de esta excelente introducción y guía a la poesía y la poética de Rhina P. Espaillat, que recomendamos a todo lector cautivado o dispuesto a dejarse seducir por la magia verbal de nuestra otrora y futura musa.

Como destacan Kang y Torres-Saillant, limitarse a las publicaciones de Rhina es una grave injusticia. Ella es mucho más que la suma de sus extraordinarias obras literarias. Desplegando una energía que contagia, ella recita, inspira, anima, participa y coordina grupos de colegas como Fresh Meadows Poets en Queens, Powow River Poets en Newburyport, y la Tertulia Pedro Mir, un grupo de poetas hispanos (en su mayoría de origen dominicano) en Lawrence; asesora a colegas y revistas, fomenta y cultiva nuevos talentos. Con su carisma empático la musa cataliza hermandades que perduran, siempre ampliando el círculo de relaciones en su entorno. A sus 86 años sigue siendo una ferviente creyente y  activa misionera del valor de la poesía y su transformador poder para mejorar la calidad de nuestras vidas, dispuesta a compartir una semana entera de su solicitado tiempo con nosotros, su familia grande.

La Patria se estremece de emoción y orgullo ante el cariño manifestado por esta hija benemérita durante toda su vida. Ella siempre ha exhibido su dominicanidad con altura, cultivando su bilingüismo y venerando a sus ilustres progenitores, dando el mejor ejemplo de que ser dominicano auténtico (o estadounidense o haitiano) no tiene por qué ser excluyente. Contemplamos con júbilo la inminente visita al terruño de Rhina P. Espaillat,  y sobre todo su voluntad de compartir generosamente su tiempo y su arte con admiradores y estudiantes en diferentes fechas y escenarios a partir del jueves 19 de julio en la Biblioteca Nacional, auspiciada por el Consulado General de la República Dominicana en Boston.  Aprovechemos al máximo la ocasión para dejarnos seducir y deleitarnos con su cautivadora voz poética y profunda sabiduría cotidiana, pues su presencia en nuestra vida cultural es una inspiración  divina que no se repite con mucha frecuencia.

 

encuesta

¿Apoya usted la alianza electoral de PRM, Fuerza del Pueblo, PRSC, PQDC, BIS, Frente Amplio, Alianza por la Democracia, Dominicanos por el Cambio, FNP y PUN?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.