Fogaraté

Ni felicitación ni condena

El periodismo es un hermoso oficio, aunque haya que cargar con el estigma de ser un, hacedor de mentiras y, en ocasiones, ser héroe de la verdad, a veces descubierta hasta en las alas de una mariposa (aunque, siempre, falso propietario de la palabra libre, de la palabra pienso, de la palabra siento). Ser periodista es cargar con lo que manda el tiempo en cada jornada de noticias, en cada dicho ajeno. Ser periodista es rendir cada día un testimonio imperfecto de medianas verdades, de coartadas perfectas para que trascienda a muchos la mentira. Entonces, ser periodista no merece felicitación, pero tampoco condena.

encuesta

¿La reelección de Radhamés Camacho en la Cámara de Diputados empeorará las contradicciones entre danilistas y leonelistas en el PLD?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.