Geo-tormenta

Dean Devlin quien junto a Roland Emmerich escribió “Independence Day” (1996), reúne todos los artificios que pudo encontrar para lanzar una historia que remarca en el cine de desastre dejando caer, a su vez, el sustrato político sobre el tema del calentamiento global.
Félix Manuel Lora/Acento.com.do - 9 de enero de 2018 - 12:00 pm - Deja un comentario
Foto: Fuente externa/Lo que está dentro del entramado argumental de “Geo-tormenta” es cuando el hombre que, por tratar de controlar el clima, provoca un desastre mayor de escala global a lo que la propia naturaleza haya concebido.

Título original: Geostorm. Género: Thriller, Ciencia Ficción. Dirección: Dean Devlin. Guión: Dean Devlin, Paul Guyot. Reparto: Gerard Butler, Jim Sturgess, Abbie Cornish, Ed Harris, Andy García, Eugenio Derbez. Duración: 1 hora 49 minutos. Clasificación: + 14 años. País: USA

Muchos han sido los filmes que han tratado, de distintas maneras, el tema ecológico y los desastres naturales explotados siempre por el lado más espectacular posible.

Lo que está dentro del entramado argumental de “Geo-tormenta” es cuando el hombre que, por tratar de controlar el clima, provoca un desastre mayor de escala global a lo que la propia naturaleza haya concebido.

La trama plantea los esfuerzos humanos de controlar el calentamiento global a través de una red de satélites lo que permite que en todo el mundo se goce de un clima controlado. Esta proyección un tanto futurista de la humanidad no es de fiar del todo pues la misma es alcanzada por una conspiración que la hace fallar para modificar el orden mundial.

Aquí un ingeniero diseñador de satélites forma un equipo para viajar al espacio y salvar al planeta de una tormenta artificial de proporciones monumentales, al mismo tiempo que en la Tierra se está gestando un complot para asesinar al presidente de Estados Unidos.

Dean Devlin quien junto a Roland Emmerich escribió “Independence Day” (1996), reúne todos los artificios que pudo encontrar para lanzar una historia que remarca en el cine de desastre dejando caer, a su vez, el sustrato político sobre el tema del calentamiento global.

Este espejo social sobre la problemática actual que se debate en los foros internacionales, sirve de base para ofrecer un cuento que cumple con su objetivo inicial, pero sin cambiar ninguna de las reglas del subgénero.

Su narrativa convencional trata de simpatizar con una audiencia que quizás no le importe los discursos políticos concentrados en gran parte del filme y se decante por apreciar sus efectos visuales que de por sí tratan equilibrar todos los elementos expuestos para ofrecer un simple panorama de entretenimiento audiovisual.

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.