Venezuela crisis: Maduro decreta estado de excepción que restringe más las libertades civiles

Para este miércoles 17, hoy, la oposición reunida en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) ha convocado a una concentración contra Maduro, que se realizará en la noche, mientras que el gobernador de Amazonas (sur) el opositor Liborio Guarulla, anunció que en su región se realizará una "gran marcha de chamanes y maracas".
Servicios de Acento.com.do - 17 de mayo de 2017 - 9:50 am - Deja un comentario
Foto: CARACAS (VENEZUELA), 16/05/2017.- Fotografía cedida por prensa de Miraflores, del presidente de Venezuela Nicolás Maduro, quien habla durante un Consejo de Ministros hoy, martes 16 de mayo de 2017, en la ciudad de Caracas (Venezuela). En el escenario de fuerte confrontación política que se vive en Venezuela, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aprobó un nuevo decreto de "estado de excepción y emergencia económica" que restringe las garantías constitucionales en todo el territorio nacional como una medida para "preservar el orden interno", según publicó hoy la Gaceta Oficial. EFE/PRENSA MIRAFLORES/ NO VENTAS/ SOLO USO EDITORIAL

Caracas, Venezuela (EFE).- En el escenario de fuerte confrontación política que se vive en Venezuela, el presidente Nicolás Maduro lanzó un decreto que restringe las garantías constitucionales para “preservar el orden interno”, lo que fue rechazado por la oposición que pidió desconocerlo y defender la Carta Magna.

El decreto y las acciones opositoras surgen en el marco de la ola de protestas antigubernamentales que se desarrollan en Venezuela desde hace 46 días y que en la mayoría de los casos han sido reprimidas por las fuerzas de seguridad del Estado, se han tornado violentas y han dejado 43 muertos, cientos de heridos y detenidos.

El dos veces candidato a la Presidencia de Venezuela Henrique Capriles llamó a desconocer este decreto “basura” mientras que el presidente de la Asamblea Nacional, (AN, Parlamento) Julio Borges, dijo que este documento le otorga al Gobierno “más discrecionalidad” en todo lo que tiene que ver con la represión de las protestas.

Asimismo, desde la AN se conformó un “Frente ciudadano para defender la Constitución y la democracia” ante la convocatoria de Maduro a una Constituyente, en el que participan sectores académicos, obrero, estudiantil, deportivo y de derechos humanos frente a las supuestas intenciones de Maduro de “destruir” la Carta Magna.

“Eso claramente apunta hacia donde el Gobierno quiere llevar este intento de fraude constitucional que puede hacer con la propuesta de la constituyente, concentrar poder e ir contra los ciudadanos”, señaló Julio Borges, presidente de la Asamblea Nacional

En el decreto presidencial se señala que “podrán ser restringidas las garantías” para el ejercicio de los derechos constitucionales, salvo excepciones como “el derecho a la vida, prohibición de comunicación o tortura, el derecho al debido proceso, el derecho a la información y los demás derechos humanos intangibles”.

Asimismo, se otorga al Ejecutivo la facultad para que adopte “las medidas urgentes, contundentes, excepcionales y necesarias para asegurar a la población el disfrute pleno de sus derechos, preservar el orden interno, el acceso oportuno a bienes, servicios, alimentos, medicinas y otros productos y servicios”.

También se indica que el Gobierno podrá “diseñar y ejecutar planes de seguridad pública que hagan frente a las acciones desestabilizadoras que atenten contra la paz de la nación, la seguridad personal y el resguardo de las instalaciones y bienes públicos y privados”.

Capriles dijo sobre el decreto: “Si usted quiere que este decreto tenga vigencia en el país, usted tiene que llevarlo a la AN, si usted no lo lleva a la AN, yo llamo al pueblo venezolano a desconocer este decreto, desconocerlo completamente, que nos metan presos a todos, a 30 millones de venezolanos”.

Señaló que por vía de este decreto, el Gobierno supuestamente pretende “acabar con la protesta” y, en este sentido, pidió a los venezolanos “más que nunca”, mantenerse manifestando en las calles pues “muy probablemente esta suspensión de garantías lo que quiere es amparar todos los desmanes” y “violaciones a los derechos”.

El presidente del Parlamento, por su parte, dijo que este decreto le otorga a Maduro “más poder” ante todo lo que tiene que ver con el orden público.

“Eso claramente apunta hacia donde el Gobierno quiere llevar este intento de fraude constitucional que puede hacer con la propuesta de la constituyente, concentrar poder e ir contra los ciudadanos”, señaló al hacer referencia a la reciente convocatoria de Maduro a una Asamblea Nacional Constituyente para cambiar la Carta Magna.

El parlamentario Enrique Márquez señaló que este frente que se creó hoy debe incluir paulatinamente a “todos los sectores” que quieran defender la Constitución y que de esa forma será “indetenible”.

Indicó que Maduro espera “salirse con la suya” y “violar la Constitución” y que el país se quede “mudo, tranquilo, viendo cómo Venezuela se convierte en cualquier república bananera como un dictador perenne”.

El legislador Miguel Pizarro dijo que el objetivo del Gobierno es desmoralizar, paralizar y desgastar a los venezolanos que protestan contra él y que “esta fuerza mayoritaria se rinda”.

Asimismo, el diputado Luis Florido señaló que lo que ha planteado Maduro “no es una Asamblea Nacional Constituyente” sino “la destrucción de la república”.

Para este miércoles 17, hoy,  la oposición reunida en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) ha convocado a una concentración contra Maduro, que se realizará en la noche, mientras que el gobernador de Amazonas (sur) el opositor Liborio Guarulla, anunció que en su región se realizará una “gran marcha de chamanes y maracas”.

El jueves también se hará una marcha hasta la sede del Ministerio de Interior y Justicia, en el centro de Caracas, para pedirle al representante de la cartera, Néstor Reverol, “que se haga responsable de la represión” y de los 43 “asesinatos” ocurridos en el marco de la ola de protestas. EFE

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.