Astros e Indios humillan a los orgullosos Medias Rojas de Boston y Yanquis de Nueva York

La figura del toletero venezolano José Altuve brilló más que nunca en la ofensiva de los Astros de Houston al ser la gran figura que este jueves aportó tres cuadrangulares con los que ayudó a conseguir la victoria por 8-2 ante los Medias Rojas de Boston en el primer partido de la serie divisional de la Liga Americana.
Servicios de Acento.com.do - 6 de octubre de 2017 - 7:02 am - Deja un comentario
Foto: Acento.com.do/Archivo/La figura del toletero venezolano José Altuve brilló más que nunca en la ofensiva de los Astros de Houston .

Altuve estuvo intratable y Astros arrollaron a Medias Rojas

Houston (EE.UU) (EFE/Sonia Salazar).- La figura del toletero venezolano José Altuve brilló más que nunca en la ofensiva de los Astros de Houston al ser la gran figura que este jueves aportó tres cuadrangulares con los que ayudó a conseguir la victoria por 8-2 ante los Medias Rojas de Boston en el primer partido de la serie divisional de la Liga Americana.

Altuve recién llegaba a la caseta de los Astros después de conectar su tercer jonrón del partido, cuando George Springer le tomó el bíceps derecho para examinarlo, como si buscara una explicación al extraordinario poder de su compañero.

Era la imagen de un partido histórico disputado en el Minute Maid Park de Houston, donde el equipo de los Astros estuvo siempre en control del marcador y del juego.

“Se asegura de mantener su rutina del gimnasio, cualquiera que esa sea”, explicó Springer al concluir el partido. “El tipo es increíble”.

El mismo sentir había dentro de todo el equipo de los Astros y de los seguidores del equipo tejano, que tienen a Altuve como la gran figura y el ídolo a seguir.

El campeón de bateo de Grandes Ligas realizó una demostración sin precedentes de poder, y los Astros se aprovecharon para castigar al abridor zurdo Chris Sale, que nada pudo hacer ante la inspiración histórica de Altuve.

Con un coro de cánticos de “MVP” para cada una de sus apariciones al plato, Altuve, de tan solo 1,67 metros de estatura, disparó cuadrangulares en el primer y quinto episodios en contra de Sale, que tuvo que irse a la ducha antes de tiempo.

Mientras que Altuve se volvió a mandar la pelota por encima de la barda del Minute Maid Park en la séptima entrada contra el relevista Austin Maddox para darle a Houston ímpetu al arrancar la serie al mejor de cinco partidos.

“Cuando cruzo esa línea de cal me siento del mismo tamaño que los demás”, dijo Altuve. “Era el momento de surgir con fuerza para marcar de manera positiva el inicio de la serie”.

Fue la décima ocasión en que un pelotero batea tres jonrones en un juego de postemporada y el primero desde que lo hizo precisamente su compatriota Pablo Sandoval por los Gigantes de San Francisco en el primer juego de la Serie Mundial de 2012 en contra de Tigres de Detroit.

El legendario Babe Ruth también logró la hazaña en dos ocasiones como profesional.

“Le dije que la última vez que había visto tres jonrones en un juego fue a Pablo Sandoval y yo admití dos de ellos, así que me alegra que alguien más lo consiga”, declaró el abridor ganador, Justin Verlander.

Altuve se convirtió en el primer jugador de los Astros en conectar tres cuadrangulares en un partido desde 2007, cuando el panameño Carlos Lee lo hiciera en campaña regular.

Su hazaña lo dejó tan sorprendido como a todos de que ahora esté en la misma categoría que el “Bambino”, Reggie Jackson y el dominicano Albert Pujols.

“Pegué el primero y me quedé: ‘Wow'”, reconoció Altuve. “Y con el segundo dije: ‘Wow, ¿qué está pasando aquí?'”.

¿Qué pensó después del tercero? le preguntaron todos los periodistas tras concluir el partido.

“Tengo que despertar”, comentó con una sonrisa. “Pero es algo grandioso sobre todo porque conseguimos una gran victoria y la ventaja”.

Después de charlar con Springer tras su tercer vuelacercas, los compañeros de Altuve lo convencieron de que saliera a recibir la ovación del público.

Y después de tocar su gorra para los aficionados, uno de ellos cerca de la caseta sostuvo un letrero que decía: “El chico puede batear”.

Altuve es uno de los jugadores de menor estatura en Grandes Ligas, pero se erigió como el gran líder de los Astros después de ser uno de los pocos jugadores sobrevivientes del largo proceso de reconstrucción del equipo, en el que hilvanaron tres campañas de al menos 100 derrotas entre 2011 y 2013.

Posiblemente sea la principal razón por la que el equipo transitó sin problemas este año hacia el título de la División Oeste de la Liga Americana.

Junto a Altuve, que se fue de 4-3, tres anotaciones e impulsadas, el bate latino de los Astros también estuvo presente con su compatriota Marwin González que se fue de de 4-1 con dos remolcadas.

Verlander (1-0) lanzó seis entradas con eficacia y mejoró a 6-0 desde que llegó a Houston en un traspaso con los Tigres y ha sido la fuerza dominante que los Astros necesitaban desde el montículo.

El derecho estelar tiene marca de 5-0 con 2.24 de efectividad en nueve aperturas en series divisionales, lo que confirma el gran acierto de los Astros con su adquisición.

Sale (0-1), líder de ponches de Grandes Ligas, fue castigado con siete carreras en poco más de cinco entradas de su debut en la competición de la fase final.

El segundo partido se jugará este viernes, en el mismo escenario del Minute Maid Park, con el zurdo Dallas Keuchel como abridor de los Astros que tendrá de rival al derecho de los Medias Rojas, Drew Pomeranz.EFE

Bauer domina e Indios pitan de blanco a Yanquis para ventaja de 1-0

Cleveland (EE.UU.) (EFE).- Nada cambió en el juego arrollador de los Indios de Cleveland en el inicio de la serie de divisional de la Liga Americana al vencer por blanqueada de 4-0 a los Yanquis de Nueva York y ponerse con la ventaja de 1-0 al mejor de cinco.

El abridor estelar Trevor Bauer silenció al jardinero novato Aaron Judge y al resto de la ofensiva de los Yanquis, y el jardinero derecho Jay Bruce produjo tres carreras para que los Indios inicien la búsqueda de su primer título de Serie Mundial en 69 años.

Bauer (1-0) ponchó tres veces a Judge, dos de ellas sin hacer swing. Permitió apenas dos imparables en seis entradas y dos tercios de trabajo en el montículo.

Eso fue todo lo que le permitió el piloto de los Indios, Terry Francona, que decidió que había llegado el momento de darle protagonismo y responsabilidad al bullpen del equipo, el mejor que hay actualmente en la competición.

Lo demostraron luego el relevista intermedio Andrew Miller y el cerrador Cody Allen para finalizar la blanqueada de tres imparables que cedieron los Indios.

Allen ingresó con dos hombres en base y dos outs en el octavo episodio para enfrentar a Judge, quien se ponchó por cuarta ocasión y no ocultó su frustración al arrojar el bate.

El cerrador estelar de los Indios hizo 20 lanzamientos para colocar 16 en la zona del “strike” con tres ponches monumentales que le aseguraron el rescate.

Bruce pegó cuadrangular de dos carreras en el cuarto episodio contra el abridor Sonny Gray y aportó un elevado de sacrificio en la quinta entrada.

La combinación del pitcheo hermético, la excelente defensa y el bateo oportuno y ganador, permitieron a los Indios iniciar su camino por intentar poner fin a la sequía de títulos más larga de Grandes Ligas.

Francona sorprendió al elegir a Bauer como el abridor del primer partido por encima del estelar Corey Kluber, y el derecho, tal vez mejor conocido cortarse el meñique mientras reparaba su dron durante la postemporada anterior, tuvo una actuación brillante que inició la marcha de Cleveland con el pie derecho en estos playoffs del 2017.

Kluber, ganador de 18 partidos durante la campaña regular, será el abridor del segundo partido que se va a disputar mañana, viernes, en contra del veterano zurdo CC Sabathia, que trabajará con los Yanquis.

Después de derrotar a Minnesota el martes en el duelo de comodines, juego en el que Judge pegó cuadrangular en su debut en la fase final, los Yanquis llegaban con cierto ímpetu y la confianza que podían hacerle mayor resistencia al equipo que acabó la temporada regular con la mejor marca de la Liga Americana.

De inmediato se vio que Bauer no tenía los mismos planes y los detuvo en seco, con el ponche que le recetó a Judge, uno de los ocho que logró cuando se retiró del montículo.

Ponchó a ocho y no permitió imparables hasta la sexta entrada, cuando el jardinero central Aaron Hicks bateó doblete con un out. Fue la actuación más larga para un lanzador de Cleveland sin permitir imparable en payoffs, superando lo hecho por los inmortales Bob Feller (1948) y Early Wynn (1954), quienes trabajaron cuatro entradas sin imparables.

Bauer (1-0) estuvo siempre intratable, sin hacer ninguna concesión, ni cometer errores que pudiesen aprovechar los bateadores estelares de los Yanquis.

El abridor estelar de los Indios dejó fuera a Judge con el tercer strike en la primera entrada antes de ponchar también al receptor dominicano Gary Sánchez con un lanzamiento muy lejos del plato.

Baur volvió a pasar a Judge por los strikes en la cuarta entrada, pero el toletero se embasó con lanzamiento descontrolado. Sin embargo, Bauer se recompuso y dominó de nuevo a Sánchez con rodado para doble matanza antes de controlar también al campo corto holandés Didi Gregorius con su sexto ponche.

Mientras que el bateo oportuno de los Indios tuvo el apoyo de los dominicanos José Ramírez que se fue de 4-1 con una anotada; Carlos Santana de 3-1 y Edwin Encarnación de 3-0 con una anotada.

Los puertorriqueños Francisco Lindor, que se fue de 2-0 y Roberto Pérez de 2-0, no produjeron, pero jugaron una gran defensa, al igual que el colombiano Giovanny Urshela que se fue de 3-1.

Gray (0-1), que cargó con la derrota, trabajó tres entradas y un tercio, en los que cedió tres imparables con tres carreras limpias, dio cuatro bases por bolas y sacó dos ponches.

El abridor de los Yanquis realizó 73 lanzamientos con 40 que colocó en la zona del “strike” y dejó en 8.10 el promedio de efectividad.EFE

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.