Un necesario llamado a la calma

Las protestas por los resultados de las elecciones del domingo  están creando un peligroso ambiente de agitación y corresponde al liderazgo responsable, en esta hora crítica, llamar a la calma y pedir a su militancia que evite ceder a la tentación de recurrir a la acción directa. Si esa necesaria exhortación al buen juicio faltare o llegara a destiempo, nadie estaría en condiciones de predecir los resultados y mucho menos pretender  después el control de los ánimos desbordados.

El candidato del Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, hizo este martes un vehemente pronunciamiento contra el veredicto electoral, que dio al presidente Danilo Medina el derecho a gobernar por un segundo mandato y nada tiene de objetable, dentro de las circunstancias en que habló, el tono de su discurso. Pero olvidó, tal vez por la temperatura del ambiente, con los ánimos caldeados, agregar lo que una parte importante de la nación esperaba, que no es más que un llamado a la calma, porque nadie más que él tiene hoy la autoridad en el ámbito opositor para hacerlo.

Si las aguas se desbordan y las protestas degeneran en enfrentamientos callejeros, el saldo será difícil de cuantificar en términos materiales como probablemente también en vidas humanas. Y cuando todo vuelva a la normalidad, como siempre ocurre, la conciencia nacional pasará juicio y el costo político por lo sucedido será muy alto, para aquellos que levantaron el puño para golpear y los que tenían la suficiente autoridad moral para impedirlo.

Abinader ha reconocido que detrás de la derrota numérica del 15 de mayo se esconde un naciente y fuerte liderazgo de vocación futura. Confirmarlo puede depender ahora de una acción correcta como destruirlo de una omisión penosa. En las elecciones del domingo estaban en juego poco más de cuatro mil posiciones. Pero también, y principalmente, la paz y el porvenir de la República.

encuesta

¿Cree correcto que los políticos que tienen procesos pendientes en la Justcia sean inscritos como candidatos?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.