Ni tanto ni tan poco

Supongamos que aquí todos los políticos fueran honestos. Y los funcionarios honrados. Y los burócratas eficientes.  Y las leyes perfectas. Y los jueces  justos. Y los legisladores serios. Y  los síndicos trabajadores. Y los policías civilizados. Y las elecciones limpias. Y los ciudadanos felices… Si este país se pusiera más aburrido que Groenlandia, ¿de qué diablos viviríamos los escribidores cuando no se produzca una injusticia, un robo, un desaguisado burocrático, una arbitrariedad policial, un absurdo legislativo, un engaño político, una mentira descarada? ¿Será posible que nos toque morir de hambre en tan insoportable paraíso?

encuesta

¿Ha leído usted la ordenanza del Ministerio de Educación para la equidad de género?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.