Parábola de las canastas

Monseñor Agripino Núñez Collado, hombre serio y sin malicia que de gran prestigio goza y a nadie debe un centavo, pide que la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas sean depuradas de miembros perniciosos que dañan su prestigio. Bien. Apoyemos la propuesta. Que todas las instituciones sean depuradas prontamente, pues como ha referido Francisco (ese mismo, el jefe supremo de Monseñor Agripino Núñez Collado, hombre serio y sin malicia que de gran prestigio goza y a nadie debe un centavo), hasta de la inmensa canasta de la propia Iglesia Católica urge extraer las frutas podridas para que no dañen las buenas. 

encuesta

¿Cree Usted justa la sentencia de caso Odebrecht?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.