Un derecho irrenunciable

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, hará hoy la presentación del informe preparado por la comisión especial  que estuvo  aquí en torno al conflicto haitiano. Su contenido determinará, sin duda, el curso presente y futuro de las relaciones bilaterales y probablemente la calidez de nuestros nexos con el organismo hemisférico.

El gobierno haitiano ha mantenido una actitud muy hostil hacia la República Dominicana y esto no ayuda a sus nacionales, miles de los cuales serán regresados a su país si no llenan los requerimientos del Plan Nacional de Regularización de Extranjeros en situación de ilegalidad. Sus acusaciones  han encontrado eco en organismos internacionales, muy activos en estos días en sus críticas al gobierno, atribuyéndole intenciones xenofóbicas, como la presunción de promover  deportaciones masivas indiscriminadas. Lo cierto es que el gobierno incluso ha dilatado las repatriaciones  flexibilizando sus planes en interés de evitar un conflicto que Haití parece interesado en alcanzar.

Por ejemplo, las autoridades vecinas han dicho que no admitirán a descendientes de haitianos nacidos en el territorio dominicano. Ese desafío plantea una inevitable confrontación, porque diariamente, y así lo ha admitido  su destituido embajador en el país, decenas de parturientas  dan a luz en hospitales dominicanos, la mayoría de ellas después de cruzar hacia este lado de la frontera con ese propósito. Tal actitud podría obligar al cierre de los puestos fronterizos  para impedirle la entrada a miles de mujeres embarazadas necesitadas de un servicio de salud que no encuentran en su tierra. El gobierno ha pospuesto las repatriaciones como un gesto de buena voluntad, que no ha sido reciprocado por el vecino.

Sería inadmisible que el informe de la OEA a conocerse hoy pretendiera negarle al país su derecho a trazar políticas migratorias conforme a sus intereses y seguridad.

encuesta

¿Considera usted que Leonel Fernández hizo lo correcto al renunciar del PLD?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.