Una carta posible

“Estimado amigo: Me da mucho gusto saludarte. Ojalá que te encuentres bien en tu nueva vida. Lamento que hayas abandonado nuestro país para seguir batallando en un lugar extraño, pero sé que no fue una decisión fácil. Por favor, envíame con alguien un par de galones de agua, que eso aquí está más escaso que una muela de gallina. Eso es lo único que te pido”. (Carta a escribirse desde aquí después de que se sequen los últimos ríos que hoy nos quedan. Todo porque, en su momento, no hubo quien protegiera sus cuencas, ni quien ahorrara el agua, ni autoridad que impusiera la racionalidad en su consumo).

encuesta

¿Cree usted que Gonzalo ya aventaja a Leonel con 6%, según afirmó?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.