País de bárbaros

Sea carro publico, motor o yipetón del año; sea hombre o mujer, joven o viejo, rico o pobre; sea en las calles interiores, en las grande avenidas, en túneles, elevados, puentes y carreteras, no hay respeto al semáforo, a ningún sentido de circulación, a ningún límite de velocidad; no hay respeto a nada ni a nadie: es República Dominicana machaconamente cotidiana; es la impunidad pública general de todos los días; es la ambulancia a la que nadie le abre paso, incluyendo al agente de tránsito, tan indiferente como todos los demás, para vergüenza, rabia y pena de todo al que le duela este país en la barbarie.

encuesta

¿Cree usted que Gonzalo ya aventaja a Leonel con 6%, según afirmó?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.