Aclaración pública

Es necesario aclarar ante el mundo que los sujetos que agredieron verbal y casi físicamente a José Miguel Vivanco, funcionario de Human Rights Watch, al presentar aquí un informe sobre los dominicanos en peligro de sufrir deportaciones hacia Haití, no son periodistas, sino plomeros sanitarios, limpiadores de pozos sépticos, recogedores de caca de perro y sicarios verbales apandillados (oficio, este último, que se ha acreditado notablemente en el bajo mundo mediático). Su condición de crápula quedó evidenciada al ignorar totalmente que el trabajo de un auténtico reportero es preguntar e informar. Solo eso.

encuesta

¿Cree Usted justa la sentencia de caso Odebrecht?

Cargando ... Cargando ...

Participa en el debate

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.

© 2011 - 2019 Editora Acento SAS. Todos los derechos reservados.
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Se un periodista ciudadano - Comparte las incidencias de tu comunidad.