Comienza la venta de marihuana con fines medicinales en Puerto Rico

Al momento, 23 compañías han obtenido sus respectivas licencias y cientos de empleos directos e indirectos han sido creados para atender esta nueva industria
Efe - 1 de enero de 2017 - 2:00 am - Deja un comentario
Foto: Acento.com.do/Fuente externa

San Juan, Puerto Rico (EFE).- Tres dispensarios comenzaron a comercializar la marihuana medicinal en Puerto Rico a pacientes autorizados para recibirlo como terapia contra enfermedades, informaron fuentes oficiales.

El programa implementado no solo permite establecimientos de cultivo y dispensarios, sino también de transporte, manufactura y laboratorios.

Al momento, 23 compañías han obtenido sus respectivas licencias y cientos de empleos directos e indirectos han sido creados para atender esta nueva industria.

Asimismo, 1.953 pacientes se han registrado con el Departamento de Salud para beneficiarse del cannabis medicinal como método terapéutico.

Uno de los establecimientos que comenzaron a operar es NextGen Pharma, que abrió sus puertas en San Juan para comercializar esa sustancia en planta a pacientes autorizados para recibirlo como terapia contra enfermedades.

“Es un día histórico para Puerto Rico y NextGen Pharma se enorgullece de ser parte de este momento. Hoy se cumple una promesa a favor del derecho que tienen miles de pacientes en Puerto Rico a una mejor calidad de vida”, dijo Carmen Serrano, socia administradora de NextGen Pharma.

El gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla, visitó uno de los establecimientos para expresar su apoyo público al comienzo de la venta de marihuana con fines medicinales en la isla.

García Padilla, que entregará la jefatura del Ejecutivo el próximo 2 de enero a Ricardo Rosselló, se había comprometido a impulsar el desarrollo de esta industria, lo que le llevó a la firma de la orden ejecutiva 2015-010 que hace posible la compra de cannabis para fines medicinales en puerto Rico. EFE

No aceptamos comentarios ofensivos ni denigrantes.
Estamos interesados en el debate de las ideas, no auspiciamos ninguna ofensa contra nadie. Los comentarios que contengan mensajes denigrantes, ofensivos, difamatorios, injuriosos, por razones de raza, de política, de religión o de cualquier otra índole serán eliminados y sus autores excluidos de continuar comentando.